León

Reconocimiento a la ULE por su apoyo al 'Comercio Justo'

24 octubre, 2018 17:30

El Rector de la Universidad de León (ULE), Juan Francisco García Marín, ha recogido esta mañana la etiqueta o distinción que certifica a la institución académica como ‘Universidad por el Comercio Justo’, que le ha sido entregada por Marta Mangrané, responsable a nivel estatal de la organización de Comercio Justo IDEAS, que tiene el respaldo de la Comisión Europea y de la AECID (Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo).

El acto ha tenido lugar en el Paraninfo Gordón Ordás del Edificio El Albéitar, y ha contado también con la presencia de Aurora Baza (Concejala del Ayuntamiento de León), Roberto Baelo Álvarez, (VIcerrector de Relaciones Internacionales), Andrés Juan Valdés (miembro del grupo de trabajo de la ULE y Director del Área de Sostenibilidad y Calidad Ambiental), y Paulino Pardo (Defensor de la comunidad universitaria).

García Marín ha felicitado al grupo de la ULE, que con su trabajo ha hecho posible este reconocimiento, y ha recordado que ha visitado en varias ocasiones países en vías de desarrollo, y por ello es consciente de “la importancia que este tipo de iniciativas de comercio justo tienen para los productores locales, a los que es preciso apoyar”.

El Director del Área de Sostenibilidad y Calidad Ambiental ha destacado el apoyo institucional y la implicación de los estudiantes de la ULE para conseguir esta distinción, así como la tarea del grupo local de León, que ha conseguido “dar un impulso y sacar adelante este título”. Por su parte la concejala Aurora Baza ha dicho que para ella es ilusionante participar en el acto, cuando se cumplen siete años desde que León se convirtió en ciudad por el comercio justo, lo que supone “una apuesta por la calidad de vida de todos”.

Una apuesta por el consumo sostenible

En su intervención, Marta Magrané ha recordado el origen de este proyecto, que surgió en un grupo de voluntarios de una localidad de Inglaterra en el año 2000, y que en la actualidad ha alcanzado a más de 2000 ciudades de todo el mundo. “La campaña nos motiva y nos inspira mucho, -ha explicado-, porque es un trabajo de alianzas entre todos los sectores de la ciudad para fomentar un modelo de consumo sostenible que ponga en el centro las personas y al medio ambiente antes que los beneficios económicos de las relaciones comerciales”.

En el caso de la Universidad de León, los pasos que se han dado para obtener este reconocimiento se iniciaron con la creación de un grupo de trabajo universitario, continuaron con una declaración institucional favorable al Comercio Justo, y se consolidaron con el hecho de utilizar y ofrecer este tipo de productos en el campus universitario, además de actividades diversas de divulgación.

El programa europeo ‘Ciudad por el Comercio Justo’ está coordinado a nivel estatal por la organización de Comercio Justo IDEAS, que tiene el respaldo de la Comisión Europea y de la AECID (Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo). Hay que recordar que la ciudad de León consiguió en el año 2011 esta denominación, título honorífico que implica seguir trabajando y difundiendo este programa, y forma de vivir, pues una apuesta por el comercio justo, implica un consumo responsable, manteniendo un equilibrio entre gasto y consumo.

De este programa europeo, años más tarde, surgieron las iniciativas de centros educativos y Universidades por el Comercio Justo, para trabajar en el ámbito educativo con niños, niñas y jóvenes una educación donde se potencie el consumo responsable, se apoye la producción local, el respeto al medio ambiente, se potencie la igualdad y un salario justo para sus productores.

En el año 2003 se entregó por primera vez este status a la Universidad de Oxford, y a día de hoy son 12 las universidades que poseen esta distinción en nuestro país. La ULE es la tercera de la Comunidad Autónoma en recibir tal distinción.

Al término del acto se celebró una degustación de productos (café, infusiones, galletas, etcétera) de comercio justo, que fue ofrecida por la ONG Intermón Oxfam en el vestíbulo de la casa del Estudiante.