Región

Errejón, contra Iglesias por ser “secretario general de parte” de Podemos

11 febrero, 2017 21:02

El discurso que ha hecho Pablo Iglesias en la Asamblea Ciudadana de Vistalegre II para defender su candidatura a la Secretaría General de Podemos, que ha dedicado a presentar a su equipo, ha generado malestar en el sector que lidera el secretario político, Íñigo Errejón, al considerar que ha actuado como un "secretario general de parte" y no como el líder de todos, y por no haber hecho balance de su gestión ni haber planteado cuál es su proyecto para España.

Según han explicado a Europa Press varios miembros del equipo 'errejonista' de 'Recuperar la Ilusión', Iglesias ha desaprovechado un tiempo en el que podría haber atendido mejor el llamamiento a la unidad que están pidiendo los militantes del partido morado.

Iglesias ha aprovechado la intervención de la que disponía para defender su candidatura a la Secretaría General para presentar uno a uno a los miembros de su lista de 'Podemos para Todas' a la dirección del partido, en línea con su determinación de no seguir al frente del partido si no consigue mayoría en el Consejo Ciudadano Estatal, aunque gane la votación del liderazgo del partido.

"Sin mi equipo no soy nada", aseguró el pasado sábado en el acto con el que abrió su campaña interna, en el que se rodeó de todo su equipo. "Un secretario general no puede liderar en minoría", ha defendido esta semana en repetidas ocasiones para justificar su decisión de dejar el liderazgo si no gana su equipo y sus propuestas política y organizativa.

Desde 'Podemos para Todas', aplauden el discurso que ha realizado Iglesias este sábado presentado a los diferentes candidatos de su lista, ya que entienden que es coherente con su planteamiento de no seguir al frente sin su equipo, según han explicado a Europa Press fuentes 'pablistas'.

Además, defienden que el tiempo que tenía Iglesias para defender su candidatura no era el momento para hacer balance de su gestión. De hecho, aseguran que a Iglesias le hubiera gustado hacer un informe más extenso de su labor al frente de la formación estos tres últimos años, pero argumentan que no ha sido posible debido al programa fijado. "Casi no puede ni saludar", lamentan.