Región

Medidas especiales de la DGT para la regulación del tráfico

22 enero, 2017 11:23

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha establecido para este 2017 varias medidas especiales para regular la circulación, con el fin de mejorar la seguridad vial, la movilidad y la fluidez de la circulación. Así lo ha explicado el director general de Tráfico, Gregorio Serrano, que ha incidido en que el objetivo es "empezar a actuar ya en la reducción de la siniestralidad vial".

En concreto, la DGT ha fijado un complemento al calendario nacional de pruebas deportivas, con fechas y vías concretas en las que no se autorizarán pruebas deportivas, marchas ciclistas y otros eventos. También se definen fechas y vías en las que se realizarán restricciones temporales para la circulación de vehículos pesados y se actualiza la red de carreteras de uso preferente para el transporte de mercancías peligrosas.

Además de los taxis y los vehículos clasificados como de uso compartido en el Registro de Vehículos de la DGT, podrán circular por la calzada central BUS-VAO de la A6 en Madrid, los vehículos con el distintivo cero emisiones. Cuando lo determine la señalización variable, también se permitirá la circulación de aquellos vehículos que posean el distintivo ECO, C y B.

En caso de que la seguridad de la circulación se pueda ver comprometida por causas meteorológicas, se podrá restringir la circulación de determinados tipos de vehículos. Se pondrán en marcha planes especiales de regulación de accesos y ordenación y gestión del tráfico en lugares con elevada presencia de vehículos a causa de acontecimientos puntuales.

La DGT prevé restringir la circulación de vehículos pesados y ligeros por tramos específicos de la red de carreteras considerados de elevada siniestralidad en las que existe una alternativa de mayor capacidad y mejor trazado. Se establecen limitaciones de la velocidad máxima en aquellos días y horas de mayor presencia de ciclistas, con el objetivo de facilitar su seguridad en la calzada.

También solicitará la suspensión temporal de las obras en vías y fechas en las que se prevé que el tráfico se pueda ver afectado, a excepción de aquellas que excepcionalmente por razones justificadas deban ser ejecutadas de manera urgente e inaplazable.