Cabeceras especiales

Cabecera

AUDIENCIAS

TVE, sin excusas: la gala de Reyes de Moreno, un fracaso de audiencias

La gala del niño Adrián en Telecinco casi le dobla en audiencia.

Juan M. Fdez
@juanmafdez
07.01.2017 | 09:19

Cuando TVE decidió contratar a José Luis Moreno para producir su gala de Reyes a pesar de sus deudas con Hacienda, desde la dirección de la cadena se justificó la decisión por los datos de audiencia cosechados hace dos años (15,8% de cuota de pantalla y 1.826.000 espectadores).

Ahora, la cadena pública se ha quedado sin excusas. La gala del pasado jueves, que ya fue duramente criticada en redes sociales, ha sido un completo fracaso de audiencias tras apenas congregar a 1.120.000 espectadores y un 7,9 % de cuota de pantalla, según publica en Twitter la consultora Dos30' en base a datos de Kantar Media.

La gala quedó lejos del líder de la noche, Adrián, ¡qué grande eres!, que en Telecinco consiguió reunir a 2.025.000 espectadores y un 13,6% de cuota de pantalla, convirtiéndose en lo más visto del jueves.

El lamentable dato obtenido por la gala de Reyes se une así a la caída de audiencia que han sufrido las galas de Moreno de Nochebuena y Nochevieja en Telecinco. Según datos de Kantar Media, la gala de Nochevieja anotó un 12% y 1.331.000 espectadores antes de las 12 de la noche y un 12,6% y 593.000 espectadores tras la medianoche, sus peores datos desde 2010. Respecto a 2016, la gala pierde 184.000 espectadores (1.515.000 espectadores) y 51.000 espectadores (644.000), respectivamente.

La pérdida es mucho mayor si lo comparamos con el dato obtenido en 2013 (17,2% y 1.935.000 espectadores), su récord hasta la fecha. En este caso la caída es de 604.000 espectadores y 5,2 puntos de cuota de pantalla.

En lo que se refiere a la gala de Nochebuena, ésta ha promediado en 2016 un 13,3% y 1.181.000 espectadores antes de las 12 de la noche y un 14,2% y 644.000 espectadores después. En 2015, esta misma gala anotaba un 16,3% y 1.415.000 espectadores. Es decir, una caída de tres puntos y 234.000 espectadores.

Si comparamos el dato con el de la primera gala en 2009, en el que anotó un 17,3% y 1.709.000 espectadores, su mejor dato hasta la fecha, la gala pierde cuatro puntos de audiencia y 528.000 espectadores.