Cabeceras especiales

Cabecera

OPINIÓN

"La madre de todas las bombas" de 'Sálvame', el mayor de los engaños

Telecinco había preparado una gran exclusiva para contrarrestar el estreno de 'Pasapalabra'

Lydia Lozano en 'Sálvame'
Lydia Lozano en 'Sálvame'
Redacción
@Bluper
18.05.2020 | 22:09

El pasado viernes Jorge Javier Vázquez anunciaba que Sálvame preparaba "la madre de todas las bombas" para este lunes. “Por mucho que intente explicárselo no lo van a entender, no. Solo hay una manera de saber lo que va a suceder el lunes y esa es viéndolo”, señaló el presentador, que calificó como “histórico” el misterioso momento.

El magacín de Telecinco volvió a tomarle el pelo a la audiencia

"Hemos abierto cientos de melones, hemos explotado un millón de bombas, pero no todo ha sido contado, no todo salido a la luz. El día 18 de mayo llega la madre de todas las tardes”, relataba la promoción de espacio diario, cuyo objetivo era contrarrestar el estreno de Pasapalabra en Antena 3 a las 20 horas.

Sin embargo, como ya ha sucedido en otras ocasiones, el magacín de Telecinco tomó el pelo a la audiencia y, después de que Kiko Hernández regresara al programas tras dos meses de ausencia y fuera enunciando algunos secretos, en ningún momento se reveló de que se trataban.

El primero de ellos se gestó hace dos años, cuando una mujer hizo llegar al programas unas fotos de un hombre famoso que habría sido desleal a su mujer. Sin embargo, sólo los colaboradores allí presentes supieron de quién se trataba.

Asimismo, el programa también reveló que tiene en su poder un material por el que han recibido más presiones a lo largo de su historia: una secuencia comprometida de un miembro de la familia del Rey. Tampoco se lo contaron a la audiencia.

El fantasma de Ylenia Carrisi

Por último, el espacio volvió resucitar el fantasma de Ylenia Carrisi. Al parecer en el año 2005 se llevó a cabo un polígrafo secreto a Lydia Lozano para saber qué ocurrió realmente con el caso de la hija de Albano y Romina Power.

“Hasta luego”, decía la colaboradora llorando y marchándose de plató. “Se blindaron las puertas, se firmó que no se podía hablar. ¡Eso fue lo que firmé! Me voy a mi casa y no vuelvo”, gritaba indignada.

Según el el programa, se trata de una grabación de seis horas en la que se le formularon todo tipo de preguntas para saber si la colaboradora creía en su información o si estaba engañando.

Pero, ¿por qué Sálvame no ha revelado ninguno de estos secretos? Todo parece indicar que el programa se irá guardando todas estas informaciones para los próximos días para así atacar a Pasapalabra. Se desconoce si será una nueva treta o realmente revelarán estos secretos.