Cabeceras especiales

Cabecera

ACTUALIDAD

Programas que iban a durar un verano (y echaron raíces)

‘Lazos de Sangre’ es el único espacio estrenado este verano con papeletas para regresar

Mike Medianoche
@mikemedianoche
18.08.2018 | 11:30

Lazos de Sangre ha sido uno de los pocos estrenos de la televisión de este verano. Y por sus audiencias (aunque esta semana haya caído) es quizá el que más papeletas tiene para hacerse un hueco en la parrilla futura de Televisión Española.

Este verano la televisión ha sido muy cobarde, con muy pocos estrenos, y algunos, como Sabuesos, parecía más una forma de dar salida a una serie en la que se confiaba poco que una puesta estival. Sin embargo, una época en la que el verano servía para experimentar, para testar formatos, para limarlos y para que echaran raíces posteriormente en la pantalla.

Aquí siguen diez veranos después

Si hacemos un poco de zapping de la tele actual podemos encontrar que muchos formatos de los que ahora funcionan nacieron en verano. Pasapalabra llegó en julio de 2000 a Antena 3 para ofrecer un concurso divertido y cultural durante las tardes. Y tras un cambio de cadena, ahí sigue el programa 18 años después, con Christian Gálvez leyendo con maestría las preguntas necesarias para ganar el rosco y que antaño ejecutaba Silvia Jato.

En julio, pero de 2011, llegaría también a Antena 3 otro concurso que se mantiene en forma, ¡Ahora caigo!, con Arturo Valls, con su gallina dobladora, sus concursantes con miedo a caer y muchas ganas de cachondeo.

Y en Cuatro aún podemos ver (de momento) Mujeres y Hombres y Viceversa, que originalmente aterrizó en las tardes de Telecinco de 2008. Un dating show con Emma García que atrapó bien a la audiencia, y que acabó de fidelizarla cuando se emitió durante el mediodía durante un buen porrón de años. Y un caso similar es el de Las Campos, que regresaron esta semana a la televisión, dos años después de su debut, también en agosto de 2016, aunque el público no sigue con el mismo fervor sus aventuras que entonces.

Dentro de este listado podemos añadir también Ven a cenar conmigo, que ha cumplido su décimo aniversario en emisión, y que se consolidó en la parrilla de Antena 3 en el verano de 2008. En la actualidad, el concurso se emite en Cuatro y pronto cumplirá su primer año en una segunda etapa más tróspida y divertida.

No es necesario inventar

A veces no es necesario inventar nada para que algo se convierta en un éxito en la televisión veraniega. Por ejemplo, El Diario de Patricia, estrenado en Antena 3 en julio de 2001, no era más que un talk show al uso, como el que anteriormente hacía Ana García Lozano en Telecinco, o como incluso una de las secciones que tenía Ana Rosa Quintana en Sabor a ti. Y aquel formato hecho con un plató con cinco sillas caló en el público, encumbró a su presentadora Patricia Gaztañaga, y acompañó a los espectadores de lunes a viernes hasta el verano de 2011.

Sálvame Deluxe (ahora Sábado Deluxe, con distinto nombre pero con la misma esencia) comenzó en agosto de 2009 con La Veneno o Marc Ostarcevic de invitados, y solo era una réplica noctura del programa diario. Al fin y al cabo, una nueva apuesta similar a ¿Dónde estás corazón? o Salsa Rosa. Y ahí sigue, nueve años después, con una salud envidiable y el liderazgo de prácticamente cada noche en la que se emite.

Lo mismo se puede decir de Operación Triunfo en Telecinco. Tras tres ediciones en Televisión Española, el talent show parecía estar gastado, y entonces llegó Telecinco y lo cogió con ganas para el verano de 2005. El concurso se convirtió en el programa más visto de agosto, y abonó el terreno para otras cuatro ediciones más que fueron llegando en sucesivas temporadas.

En verano de 2004, la misma cadena se sacó de la manga TNT, un magacín nocturno que nació con la idea de sustituir a Crónicas Marcianas mientras Sardá se iba de vacaciones, y el público tuvo tanto interés que logró su propio espacio en la parrilla llegado el invierno.

La lista de programas nacidos en verano y que echaron raíces podría continuar con ¡Mira quién baila!, el mítico El Informal que emitía Telecinco en su access a finales de los 90, ¡Qué me dices! y por supuesto, El Grand Prix, que llegó a tener hasta versión infantil.