Cabeceras especiales

Cabecera

ANIVERSARIO

Así fue la primera emisión de TVE hace 60 años (ante 600 televisores)

Daniel Jabonero
@DanielGJabonero
28.10.2016 | 10:26

El 28 de octubre de 1956 nacía la televisión en España. TVE daba comienzo a sus emisiones con un concierto, con un cura, con coros y danza y un mensaje oficial del ministro Gabriel Arias Salgado. Unas palabras que apenas se pudo ver en 600 televisores, los que estaban instalados en España y todos situados en Madrid. 

Después de varios años de pruebas y ensayos, aquel domingo de octubre era el elegido para iniciar las emisiones. Un objeto de lujo que no se podía permitir la mayoría de ciudadados, ya que un televisor valía en torno a las 25.000 o 30.000 pesetas. Por aquel entonces el salario mínimo de un trabajador era de 120 pesetas. 

Desde el famoso chalet de Paseo de la Habana, en Madrid, se difundieron las primeras imágenes de nuestra televisión. La señal sólo alcanzaba un radio de 60 kilómetros alrededor de aquel estudio de grabación. Coros y danzas regionales, actuaciones musicales y un acto religioso formaron parte de la primera emisión. Nada de misas, pero sí el capellán de Franco que bendijo las instalaciones.

La famosa Carta de ajuste que servía de guía para sintonizar tonos, brillos y la propia señal, precedía el comienzo de cada una de las emisiones. Con el paso del tiempo aquella pantalla se popularizó, aunque muy pocos sabían realmente su utilidad. Normalmente, aparecía en cada emisión diaria una hora antes de comenzar las transmisiones. Iba acompañada de una música, generalmente clásica, con la que se podía adecuar el volumen de los receptores. 

Los primeros informadores de la televisión en España fueron Jesús Álvarez y David Cubedo. Los boletines, que por aquel entonces no tenían ninguna imagen como acompañamiento, eran leídos en directo delante de una cámara. Raro, por la censura del régimen de aquel entonces. A su lado, Mariano Medina fue el primer hombre del tiempo, aunque por aquel entonces narraba el clima de España con una tiza y un mapa muy artesanal.

40 personas sudaban para poder sacar adelante las primeras tres horas de emisión de TVE. Para contar cómo fue aquel primer día sólo quedan las imágenes del NO-DO. Y estas imágenes no reflejan cómo de caótico fue ese primer día. Falló casi todo, pero al ser algo nuevo pocas personas se dieron cuenta de lo que estaba pasando. Nadie sospechaba por aquel entonces del invento que acaba de llegar. 

Aquellos que tenían la suerte de tener una pequeña pantalla en su casa se convertían en los anfitriones perfectos. Otros, que no podían acceder a este sueño en blanco y negro, se arremolinaban en los bares y en los escaparates para ver toros y fútbol. Matías Prats, el primer comentarista de TVE, era la voz de aquellas históricas retransmisiones. 

Poco a poco, los programas musicales fueron ganando terreno en TVE. La música y las actuaciones en directo eran lo más atractivo de esta programación. Los grandes escenarios estaban reservados para el programa estrella de la pública, Galas del sábado, que se emitía los fines de semana. Presentado por Laura Valenzuela y Joaquín Prat, este programa era un trampolín a la fama de donde salió el due Top y Coll.