Cabeceras especiales

Cabecera

EXCLUSIVA

The Mediapro Studio desarrolla una serie sobre el envenenamiento por el aceite de colza

A cargo de la ficción estará el guionista y showrunner Diego San José, que fichó en exclusiva en marzo por el grupo.

Ciudadanos entregando garrafas con aceite adulterado. Foto: Archivo AP
Ciudadanos entregando garrafas con aceite adulterado. Foto: Archivo AP
Juan M. Fdez
@juanmafdez
27.06.2019 | 08:15

En medio de la fiebre por Chernobyl, la aclamada serie de HBO, The Mediapro Studio ha decidido dar luz verde al desarrollo de una ficción sobre una de las grandes tragedias que asolaron a nuestro país en los años 80: el envenenamiento masivo causado por la ingestión de aceite de coIza desnaturalizada.

La enfermedad afectó a más de 25.000 personas y ocasionó la muerte de entre unas 600 y 1.000 personas, según los estudios forenses y análisis clínicos recogidos por la sentencia que condenó a los responsables de la intoxicación.

Según ha podido saber BLUPER en exclusiva, a cargo del guión estará el guionista y showrunner Diego San José (8 apellidos vascos, 8 apellidos catalanes, Fe de etarras, Vota Juan), quién se incorporó al grupo MEDIAPRO hace sólo unos meses para desarrollar proyectos de ficción para televisión de manera exclusiva,

Además, de estar detrás del desarrollo de contenidos de ficción, tanto cinematográficos como televisivos, San José ha trabajado como guionista en formatos de entretenimiento como Vaya Semanita, La Hora de José Mota, ¡Qué vida más triste! o El Intermedio, producido por Globomedia.

“La incorporación de Diego, ahora mismo el creador de comedia más importante del panorama audiovisual, refuerza nuestra apuesta por contar con el mejor talento para el desarrollo de contenidos de calidad. Las experiencias previas con Diego han sido muy positivas y estamos convencidos de que desarrollaremos interesantes proyectos”, comentaba entonces Javier Méndez, director Global de Contenidos de MEDIAPRO.

El cobro de los medicamentos a los afectados

La comercialización de aquella partida de aceite de colza desnaturalizado está más de actualidad que nunca después de que el Colegio de Farmacéuticos de Madrid haya anunciado que "desactiva la fecha del 1 de julio para comenzar a cobrar los medicamentos" que dispensen a los pacientes de colza.

El Colegio de Farmacéuticos de Madrid había avisado a la Consejería de Sanidad de que a partir del 1 de julio cobraría a los enfermos de colza el porcentaje de los fármacos que desde 2018 debe abonar la Comunidad de Madrid, que no ha sufragado un gasto que antes asumía el Estado y debe 6,9 millones de euros.

Los enfermos por el síndrome tóxico provocado por la colza, que tienen derecho a la gratuidad en los fármacos, no tienen que abonar el gasto en parafarmacia porque el Instituto Nacional de la Seguridad Social se sigue haciendo cargo de abonar esta factura.

Distintas teorías

Hace ahora treinta años, el Tribunal Supremo consideró probada la relación de causalidad entre la ingesta de aceite de colza desnaturalizado y la enfermedad de la colza, condenando a los responsables de la distribución y comercialización de este aceite y al Estado como responsable civil subsidiario.

Sin embargo, hubo voces que afirmaron que el síndrome tóxico no se debió al aceite de colza sino a la ingesta de plaguicidas. Uno de ellos fue el forense Luis Frontela, de máxima actualidad por haber aparecido en el documental de Netflix El Caso Alcasser por haber realizado la segunda autopsia a Miriam, Toñi y Desireé.

Cuando descubrí que no era el aceite de colza, llamé al profesor Vetorazi, secretario de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y, en esa conversación que tengo grabada, él me contestó que ya lo sabía”, dijo Frantela en una entrevista con el diario ABC.

Asimismo, algunos doctores y militares alimentaron la teoría consipirativa de que la empresa farmacéutica Bayer había probado armas químicas en unos tomates cultivados en Almería que, por error, se introdujeron en el mercado.