Cabeceras especiales

Cabecera

ENTREVISTA

Mario Casas, ante su primer desnudo integral en 'Instinto': "Se han grabado cosas fuertes"

El actor regresa a la televisión como protagonista del thriller erótico que preparan Movistar y Bambú.

Juan M. Fdez
@juanmafdez
22.10.2018 | 21:04

Cinco años después de finalizar El Barco en Antena 3 y, tras un tiempo completamente volcado en el cine, Mario Casas regresa a la televisión de la mano de Movistar y Bambú con Instinto, un thriller erótico donde da vida Marcos Mur, un exitoso empresario de éxito con un trauma infantil que le hace refugiarse en el sexo.

Con referencias de Shame, Eyes Wide Shut o Siete semanas y media, Casas se ha aventurado en este proyecto que le ha llevado a un nuevo cambio físico tras meterse en la piel de El fotógrafo de Mauthausen, así como a realizar su primer desnudo integral. 

¿Cómo se ha preparado para este personaje? ¿Ha sido difícil desnudarse ante la cámara? ¿El espectador va a ver sexo explícito en la serie? De estas y otras cuestiones hemos hablado con el actor durante una visita al rodaje de la ficción. 

¿Qué te llevó a aceptar un papel protagónico en un thriller erótico?

Meditar o componer un personaje de ocho horas. En el cine tenemos un marco de una hora y pico y aquí puedes componerlo con mucha más duración. Y luego me parecía muy interesante porque es un personaje oscuro, un tipo muy ambiguo en lo emocional y en lo sensual... Aunque no tenía los ocho capítulos cuando comencé la serie, sabía perfectamente lo que iba a pasar. 

He rodado escenas en las que flipaba con que estuviera haciendo eso

¿Has llevado una dieta muy estricta para el personaje?

Sí. Cuando empiezo un proyecto y, cada vez me pasa más, me imagino mirándote en el espejo y notando un cambio físico en ti. Aquí querían un personaje físicamente limpio, impoluto... Venía de El Lobo y El fotógrafo de Mathausen y mis referencias eran American Psycho. Marcos, para llevar un control emocional en su vida, necesita llevar una línea recta para no caer emocionalmente. En la serie lo físico es importante y hay en escenas es la que, no sólo es que uno quiera verse bien, pero sí todo va a favor era interesante buscar un físico sano.

¿Y te has preparado más allá de lo físico? 

Emocionalmente el personaje me ha afectado. No sonríe en ocho capítulos. Es un tío muy oscuro, alguien que no tiene las herramientas para poder relacionarse con la gente. Durante cuatro meses ha sido difícil porque no podía estar hablando con todo el mundo porque iba a la contra del personaje.

¿Te ha sorprendido el personaje?

Hay cosas que pasan que son muy fuertes. Y hay prácticas reales que son muy fuertes. Yo he hecho rodado escenas con un equipo reducido con alguna práctica y, me salía de marco, y flipaba con estar haciendo eso. ¡Ya he hecho todo!, decía. Sufres porque el personaje tiene esas prácticas desde el sufrimiento. 

Pero, ¿sólo te veremos con mujeres o también con hombres?

Sólo con mujeres. En este caso se ha contado, lo que se ha contado. A mi me parecía interesante hacer unas prácticas que podías conocer y sólo también. 

¿El espectador va a ver sexo explícito?

No, porque no lo van a poner. Se han grabado cosas fuertes. Pero no creo que se atrevan.  Aunque Movistar dé el visto bueno, creo que igualmente van a tener que recular porque no se entienda algo, se desvirtúe el mensaje o porque pueda parecer hasta desagradable. 

Se han grabado cosas fuertes que no creo que se atrevan a poner

Podíamos quedarnos en una capa comercial y llegar a mucho más público, pero yo he intentado ir un poco más allá y jugar con algún trauma sexual y cosas más ambiguas. No se queda en dos personas teniendo sexo o una persona haciendo una práctica. No la he visto, pero sé que hay cosas que han visto que no se pueden montar y que quizá es una práctica conmigo mismo.

En Cincuenta sombras de Grey se criticó mucho que en el libro había mucha carga sexual pero, en la película, no. ¿Aquí pasará igual?

Porno no se va a ver. Yo no he visto Cincuenta sombras, pero por lo que me han contado, sí que hemos ido más allá. En el segundo capítulo hay una práctica sexual fuerte. Hay momentos explícitos. Y yo he querido hacerlo. Como actor me parecía interesante ir más allá y hay parte del equipo que ha visto imágenes y han dicho que eran muy fuertes.

Es decir, que se te va a ver cómo Dios te trajo al mundo...

Sí, sí. 

En Mentiras y gordas creo que ya hiciste un desnudo integral... 

Integrales, no. Pero aquí lo habrá.

¿Te ha costado dar ese paso?

Sí, pero no por dar ese paso. Sexualmente el personaje cuenta mucho. Está reforzado en tramas. Él tiene un trauma y le afecta al sexo. La serie va de eso, de este tipo yendo a terapias... Todo esto está contado. No es gratuito. Tiene a veces que ver con Shame o Siete semanas y media. 

Se me va a ver cómo Dios me trajo al mundo

¿Teníais dobles?

No, no. 

Más allá del sexo, ¿qué tal ha sido rodar con tu hermano?

Interpreta a un chaval con autismo severo y es muy interesante lo que hace. A veces escucho cosas, pero hizo casting como todos. La gente se va a sorprender porque es muy complicado lo que hace. Consigue una verdad en algo muy difícil y con mucho respeto. 

¿Tenías ganas de volver a la tele?

Se ha dado como se ha dado porque como llega. Quería componer un personaje más largo, de ocho horas, de cuatro o cinco meses.

Estuviste en negociaciones para estar en El Continental... 

En conversaciones estás para muchas cosas. Salen noticias todos los días, pero hasta que no has firmado pueden pasar millones de cosas. En Instinto se ha dado que he firmado porque me han ofrecido un personaje atractivo y que no había hecho.