Cabeceras especiales

Cabecera

LA GRAN FINAL

España vuelve a fracasar en Eurovisión; Israel gana 20 años después

Amaia y Alfred consiguen un puesto

Daniel Jabonero
@DanielGJabonero
13.05.2018 | 00:40

Los malos augurios se han terminado cumpliendo. Si bien España pisaba suelo portugués estando entre las 10 favoritas del festival de Eurovisión, cuando empezaron los ensayos empezaron a perder posiciones rápidamente. No se esperaba una gran posición para Amaia y Alfred y las votaciones dictaban sentencia desde el primer momento.

Aunque las casas de apuestas situaban a los españoles en el puesto 18, finalmente Amaia y Alfred se han terminado precipitado al puesto 23 de la lista. Los españoles han recibido un total de 43 puntos por parte del jurado: 6 puntos de Dinamarca, 10 puntos de Rumanía, siete de Chipre, seis de Alemania, dos de Noruega, dos de Portugal, un punto de Reino Unido, un punto de Irlanda y un punto de Bélgica. Por parte del público han recibido un total de 18, sumando un total de 61 puntos.

Muchos espectadores se han quedado con ganas del beso final. La puesta en escena elegida por el equipo español ha querido poner todo el foco sobre Amaia y Alfred y olvidarse así de todo lo que ocurre alrededor. El resultado minimalista y sencillo final, sin embargo, ha pasado desapercibido para el resto de Europa.

Ella vestida de negro y dorado y el vestido con un traje en tonos granates, Amaia y Alfred han sido muy cómplices durante toda su actuación. No han perdido la sonrisa desde el primer segundo de la canción y han conectado con el estadio Altice Arena –lleno de españoles- que les ha acompañado cantando la canción.

Israel gana Eurovisión 20 años después

Mucho se había dudado de Israel en las últimas semanas. Netta se había convertido en la gran favorita para ganar el Festival de Eurovisión desde que sacara su tema Toy. Sin embargo, cuando llegó a Portugal su candidatura ya no era tan fuerte y las casas de apuestas señalaron a Chipre como ganadora. Pero Israel ha logrado dar su gran golpe final en la mesa.

Desde Irsael han hecho muchos esfuerzos para que su candidatura venza este año. Y es que desde hace 20 años no consiguen levantar el micrófono de cristal, con Dana Internacional al frente de la candidatura. Desde Israel quieren enseñar su país al mundo y este tipo de turismo les puede venir muy bien, de ahí su fuerte apuesta por el festival.

Con una actuación a la que el público ya está muy acostumbrado por parte de Netta, la cantante logró convencer a los espectadores de que siempre había sido la favorita. Netta logró vencer en el programa Stage Stage y, siendo la favorita por los espectadores, se decidió que fuese a Eurovisión con la canción Toy.

En estos últimos días ha sido la protagonista de varios titulares después de que Salvador Sobral, ganador del pasado año y anfitrión de esta edición, dijera que no le gustaba nada la canción de Netta. De ahí que diese cierto morbo que el ganador del pasado año le diera el micrófono de plata a la israelita.