Cabeceras especiales

Cabecera

ENTREVISTA

Alfredo Urdaci: "Quitarle la publicidad a TVE le quitó la capacidad de competir"

Daniel Jabonero
@DanielGJabonero
22.12.2015 | 16:00

13tv es una de las cadenas que mejor ha sabido aprovechar el momento informativo que está viviendo España. Las elecciones generales celebradas el pasado domingo y toda la campaña previa ha otorgado a la cadena un gran seguimiento en eventos importantes para la sociedad. 

El pasado mes de noviembre, la cadena marcaba su máximo histórico con un 2,3% de cuota de pantalla media. Una de sus emisiones más vistas ha sido el debate organizado por El País, alcanzando un 4% de cuota de pantalla. Su buena reacción a la hora de mantener un informativo en directo durante horas tras los atentados en París les colocaron en el punto de mira del buen saber.

Pero, como toda cadena que crece, también es el momento de que le caigan algunas críticas. Y es que el Partido Popular ha sido la formación política con más representación en los programas de la cadena mientras la aparición de rostros de Podemos o del PSOE ha sido muy pobre.

Ahora dan un paso adelante con el estreno de En ruta (martes 23 de diciembre a las 00:00 horas). La cadena lanza esta marca con la intención de emitir reportajes puntuales con una mayor profundidad y a pie de pista. En esta ocasión, el equipo de la cadena tiene como objetivo conocer de primera mano el difícil e interminable periplo que realizan los refugiados en busca de un lugar seguro en Occidente. Ricardo Altable como reportero y Paco Jiménez como director se han embarcado en este viaje por Grecia, Croacia, Eslovenia y Austria para seguir la travesía que realizan miles de personas al día.

Para conocer más detalles sobre este reportaje y sobre lo que significa para una cadena como 13tv, desde BLUPER hemos hablado con Alfredo Urdaci, director de informativos de la cadena. El periodista habla de los planes que tiene la cadena y de cómo han recibido los últimos datos de audiencia. Además, Urdaci ha querido recordar su etapa en TVE y plasma la situación por la que pasa la televisión pública. 

¿Qué significa para 13tv meterse en el mundo del reportaje con ‘En ruta’?

Es un salto de madurez. Es un salto de responsabilidad, también. No podíamos no dar este paso. Queríamos abrir una marca. Es crecer. Nosotros vamos creciendo abordando cosas que no habíamos hecho. Un trabajo como este supone un producción previa muy importante, una preparación del viaje muy concienzuda, una buena documentación, que los periodistas que lo hacen estén bien formados, que quien lo dirija tenga clara cuál va a ser la narrativa y que haya un montaje posterior bueno. Este programa es un estirón.

También te da un plus de responsabilidad porque nunca puedes frenar. Cuando has terminado este ya tienes que estar pensando en el siguiente. En una casa pequeña como la nuestra estamos acostumbrados a salvar el día a día y con este programa hay que pensar en perspectiva con los temas que deberías abordar. Requiere también una inversión, que esto no es barato. Pero son trabajos que te dan prestigio. Quien vea este trabajo va a tener una perspectiva nueva y te da un sello de calidad. 

¿No crees que la televisión es muy egoísta y se olvida muy pronto de las crisis informativas?

Eso está claro. Hoy, seguramente, sigan llegando refugiados a Lesbos y a tantos otros sitios y no lo tenemos en la agenda informativa. Esto te permite reconciliarte de esa esquizofrenia que tenemos en la que todos miramos hacia un punto y nos olvidamos y dejamos de mirar. 

¿Qué hueco ocupa 13tv entre tanta cadena informativa? ¿Qué les diferencia para conseguir este crecimiento durante la campaña electoral?

Me fío de la audiencia y de lo que me comentan. Hay muchos espectadores que nos suelen decir que tocamos temas en los informativos que no tocan otras cadenas. Nosotros, por nuestra seña de identidad, tenemos que tener un acento especial en lo social. Obviamente, vamos a seguir la vida de la Iglesia con todo lo que eso significa. Intentamos obedecer a una agenda informativa que es la que pensamos que tenemos que cuidar y gusta a nuestros espectadores. Pero siempre con una perspectiva de abrir el mayor interés posible y llamar la atención de otros.

También buscamos nuestra ventana de oportunidad. En la noche de los atentados de París buscamos esa oportunidad. Los demás estaban con otras preocupaciones y conseguimos un público que estaba demandando información y no la encontraba en otras cadenas. Esa es nuestra estrategia.

¿Qué te ha aportado de diferente 13tv que no te haya aportado otra cadena?

La tarea enormemente gratificante de crear una redacción. Cuando llegué los informativos eran de otro corte, eran más opinativos que informativos. Había muy poca presencia de la redacción, no se les veía y no hacían directos. Eran más redactores de mesa que preparaban unas colas. La tarea en esta temporada y media que llevo al frente de los informativos ha sido crear una redacción y la especialización de algunos redactores. También trabajamos el género del reportaje. La tarea más bonita y la que más me motivó a la hora de aceptar este trabajo fue la de crear la redacción y creer con ella. 

¿Te molesta y tiene alguna explicación que digan que 13tv tiene muy buena relación con el PP?

Estamos abiertos a todos. Tanto en los programas de opinión, en los debates como en los informativos se ha invitado a todos los partidos. Probablemente existe esta percepción porque es una cadena de la Conferencia Episcopal y, por lo tanto, más conservadora. Pero quien no está es porque no quiere estar.

Hemos visto a Albert Rivera y a Mariano Rajoy pero no a Pedro Sánchez y a Pablo Iglesias…

Porque no han querido. Ha habido una invitación reiterada. En informativos, cada vez que Pablo Iglesias daba algún acto, se cubría. Otra cosa es que tengamos un punto de vista crítico con esa opción política. Pero esta casa está abierta a todo el mundo.

¿Os han dado alguna explicación?

No. Yo creo que, o no les interesa o prefieren otras opciones. 

Las audiencias siguen creciendo e incluso ya supera al Canal 24 Horas. ¿Cómo te sientes al superar a la televisión pública en este cara a cara?

Esta es una carrera a largo plazo y de fondo. Los periodistas de televisión somos muy esclavos de la audiencia diaria, que a veces te da disgustos y otras veces te da alegrías. Nunca puedes perder la perspectiva de que esto es una carrera de fondo. Nunca puedes pensar que la has ganado porque no termina nunca. Pero hay que pensar que estas pequeñas victorias cuesta mucho conseguirlas.

Siempre he dicho que estamos aquí para competir y no nos asustan los grandes. Queremos aprovechar los momentos en los que muestran debilidad para pegar el estirón. Tenemos muchos menos que los demás pero no nos asusta eso. Con un buen trabajo, con dedicación y con las ideas claras se pueden ganar batallas. 

Ya que has trabajado en TVE, ¿cómo te sientes al ver que en situación como el ‘Cara a cara’ hayan dejado de ser referencia informativa?

Creo que otras opciones hicieron un trabajo más atractivo. El Cara a cara tenía una carencia fundamental, y es que había dos actores políticos que faltaban en ese debate. laSexta se llevó el gato al agua porque hicieron un planteamiento inteligente. En televisión hay que saber tener el sentimiento y saber lo que es interesante y lo que no es interesante. En este caso no veo una tendencia de decir que TVE cada vez es menos relevante sino el que laSexta sabe leer muy bien lo que demanda la audiencia y dárselo. Fue una maniobra brillante. 

¿Y qué sentimiento te provoca que haya tanta crítica contra TVE?

Es un clásico. Ahora lo veo desde fuera y sé que se vive con frustración todo esto. Cada vez que hay unas elecciones se habla de esto, de que haya un pacto político que fije un modelo duradero de televisión pública. Eso sería bueno para todos. 

¿Crees que el modelo que hay ahora es incorrecto?

Está por cerrar. Creo que fue un error quitar la publicidad de TVE en aquel momento. Vale que no tenga publicidad, pero no puede ser una única medida dentro de un modelo. Había que cambiar el modelo. Quitarle la publicidad a TVE le quitó la capacidad de competir y motivación para competir. Y eso en televisión es muy importante, saber que uno sale a pelear. Ahí se perdió el nervio. A esa casa le hace falta un modelo nuevo, estable, duradero y bien financiado. Y que garantice una serie de servicio. Mientras tanto, seguirá ese pim, pam, pum político.