Cabeceras especiales

Cabecera

ANÁLISIS

La paradoja de la TV: históricas audiencias; avalancha de despidos

Cadenas, productoras, empresas audiovisuales, actores y presentadores ven alterados sus calendarios, mientras miles de trabajadores se van al paro

Rodaje de 'HIT', nueva serie de La 1.
Rodaje de 'HIT', nueva serie de La 1.
C. Abel
@Crissabel
20.03.2020 | 08:47

Los consumos televisivos se han disparado desde que se inició el aislamiento como parte del estado de alarma. El miércoles fue el sexto día de récord con 316 minutos frente al televisor por persona y casi 35 millones de españoles pendientes de la pequeña pantalla al menos un minuto. Además, los programas y series están marcando máximos como los casi 15 millones que siguieron el discurso de rey Felipe VI, el más visto de la historia.

Sin embargo, esta locura por estar conectado a la actualidad y buscar desaforadamente vías de evasión audiovisual tiene una cara b oculta. Una realidad trágica que desde hace días viven en sus propias carnes miles de trabajadores que hacen posible todos esos contenidos con los que tratamos de pasar el rato y escapar del murmullo constante de la pandemia.

Las cancelaciones de rodajes de series y grabaciones de programas han provocado una avalancha de despidos

Las cancelaciones de rodajes de series y grabaciones de programas han provocado una avalancha de despidos. Son muchos los que se ven abocados a un ERTE, pero otros tantos que trabajaban a través de empresas externas o con contratos por obra se han ido a sus casas con una mano delante y otra detrás.

Además, no saben cuándo cobrarán los días que estuvieron activos hasta la puesta en marcha de la cuarentena y muchos tampoco tendrán derecho a paro. En caso de tener prestación, desconocen también si esta descontará dentro de su acumulado en la vida laboral. La sensación generalizada, además de enorme preocupación, es la incertidumbre porque este freno podría alargarse más allá de finales de marzo.

Un tesitura que obligará a las productoras y cadenas (TVE, Antena 3, Telecinco, FORTA, Movistar+…) a variar sus calendarios de producción, para que la temporada de septiembre se vea lo menos afectada posible.

No obstante, series diarias como Acacias 38, Amar es para siempre y Servir y proteger y espacios de entretenimiento de tira diaria como First Dates o Ven a cenar conmigo y todos los concursos (Saber y ganar, La ruleta de la suerte, ¡Boom!, ¡Ahora caigo!, El Tirón, El Cazador…) verán modificados sus calendarios de rodaje, que no volverán a ponerse en marcha hasta que se dé por finalizado el estado de alarma.

Asimismo, muchos de los estrenos previstos quedarán en el aire y muchas de las series más esperadas para las próximas semanas como la última entrega de Killing Eve, Insecure y Los renacidos estarán disponibles solo en versión original, tal y como adelantaba HBO, ya que los dobladores también cumplen de cuarentena.

Los próximos estrenos en HBO estarán disponibles solo en versión original, ya que los dobladores cumplen también la cuarentan

Queda por saber cómo gestionarán las corporaciones televisivas este freno que les ha obligado a levantar muchos de los clásicos de sus programaciones (El hormiguero, A partir de hoy, Zapeando, El intermedio…), para cubrirlos con especiales o reposiciones.

Pese a ese consumo masivo en casi todas las franjas horarias, no es momento de adelantar grandes apuestas, sino readecuar su estrategia para no quemar sus naves, ya que no hay fecha concreta para retomar la normalidad.

Es probable que se solapen las grabaciones de la primavera con las del verano, con todo lo que esto supone ya que platós, localizaciones, equipos técnicos y artísticos cuentan con calendarios muy ajustados. ¡Qué paradoja que cuando más necesaria es la televisión, peor lo estén pasando quienes la hacen posible!