Cabeceras especiales

Cabecera

ANÁLISIS

De cómo 'Got Talent' se convirtió en un programa de primera división para Telecinco

Con poca confianza al principio, 'Got Talent' se ha convertido en algo vital para la cadena.

Daniel Jabonero
@DanielGJabonero
21.03.2017 | 13:00

Fue a finales de 2015 cuando Telecinco empezó a promocionar el estreno de Got Talent. Después de que la televisión masacrara a los espectadores con numerosos buscadores de talentos, parecía que este formato no tenía mucho que dar de novedoso a la pequeña pantalla. La cadena tardó mucho en estrenarlo y finalmente dio la sorpresa: se instalaría en la noche del sábado. 

Esta noticia muchos se la tomaron como una muestra de la poca confianza que la cadena tenía en el formato. El sábado era un día secundario para Telecinco, con menos consumo televisivo, lo que hacía de Got Talent España una producción de segunda categoría. Sin embargo, el programa supo hacer de su primer traspiés su gran fortaleza.

El programa se estrenó en febrero de 2016 con un 21,6% de cuota de pantalla y rozó los 3,5 millones de espectadores. De la noche a la mañana, Telecinco se había encontrado con un inesperado éxito que les solventaba sus temidos fines de semana. La cadena sabía que si quería que este programa tuviese algo que decir todo su potencial radicaba en los nombres del jurado. Por eso no dudo a la hora de poner sobre la mesa a algunos de los presentadores más famosos de su listín.

Aunque el programa no pudo mantener esta media durante toda la temporada, la primera edición se despidió con un 19% de cuota media y más de 2,7 millones de espectadores. Un gran éxito para Telecinco que no tardó en ser renovado para tener una segunda edición lo antes posible. 

Su ascenso a la categoría de honor

Got Talent España había pasado de ser un programa de segunda división a un espacio que había que cuidar de cara a su segunda temporada. Jesús Vázquez abandonaba el programa y Risto Mejide se unía al equipo de jueces. Pero estos no han sido los únicos cambios que ha sufrido el programa en esta nueva ronda de capítulos para mantener delante del televisor a la audiencia. 

En esta segunda edición se han retocado ciertos aspectos para hacer del espectáculo una producción más redonda. El programa ha sabido dar un rol a cada miembro del jurado, explotando el lado más sexy de Edurne o el más seco de Risto. Esto ha dado mayor juego al casting con un duelo mucho más parecido al de La Voz que al de Got Talent. 

El hecho de incluir más botones dorados ha dado más inquietud al programa, manteniendo fresco el formato y permitiendo encandilar a los espectadores y desconectar en ninguna de las galas. Además, han perfeccionado el casting elegido dando paso sólo a espectaculares actuaciones, dejando poco espacio para las meras actuaciones graciosas. 

Con estos retoques, Telecinco le concedió al programa pasar de la noche del sábado a una noche de primera categoría: los martes. El programa no sólo no ha defraudado, sino que se ha convertido en la mayor fortaleza de Telecinco. Tras la gala final, el programa promedia una media de un 21,1% de cuota de pantalla con más de 2.785.000 espectadores, convirtiéndose en un programa de entretenimiento clave para la cadena y superando así a los últimos formatos estrenados como Levántate o Pequeños gigantes

Tanto confía Telecinco en este programa que decidió que Got Talent fuese el gran competidor del estreno de Allí abajo este lunes para darle mayor ventaja a Sé quién eres. La cadena se sacó de la manga un access prime time que sirvió para fortalecer el arranque de su serie. Según datos de Dos30’, este especial arrancó con un 6,7% de cuota y terminó dejando a la cadena con un 16,9%, mostrando una espectacular curva de audiencia. 

Telecinco mantiene en marzo un 13,7% de cuota de pantalla media mientras Antena 3 solo se mantiene tres décimas por debajo. Con 10 jornadas por delante, Telecinco ha decidido protegerse de cara al martes que viene, cuando hay partido de Champions en Antena 3. Por eso la cadena ha alargado su fenómeno Got Talent con una gala junior el próximo martes que sirva para frenar la crecida de la competencia y así mantener el liderazgo en marzo. Y es que Got Talent ya sirvió para conseguir in extremis la victoria en febrero. Y todo apunta a que el programa también será vital en marzo.