Cabeceras especiales

Cabecera

ENTREVISTA

Blas Cantó: "Pensé no hacer 'TCMS' cuando me culparon del adiós de Auryn"

Juan M. Fdez
@juanmafdez
27.10.2016 | 19:01

Àngel Llàcer quiere que Blas Cantó sea el primer hombre que gane Tu cara me suena. Y, de momento, el excomponente de Auryn consiguió ganar la última gala del talent de Antena 3 imitando a Justin Timberlake consiguiendo el favor casi de forma unánime del jurado y el público. Pero aún le queda mucho recorrido por andar. ¿Cuáles son sus puntos débiles? ¿Quiénes los rivales más duros?

En BLUPER hemos hablado con el cantante sobre estas cuestiones, así cómo sobre el proceso de separación de sus compañeros en Auryn.

¿Cómo está siendo la experiencia?

Empecé el programa con un montón de miedos, pero ya me siento más suelto. Ponerme delante de la cámara es dificilísimo. La gente descubre que no soy tan serio y tan estático cuando me ven detrás de las cámaras. Es algo que tengo que enseñar a la gente de fuera.

¿Qué le pides al pulsador?

Le pido mucho cariño, que se porte bien conmigo. Hacer cosas con las que me sienta cómodo en el sentido que los disfrute.

Quiero que la gente vea que no soy tan serio y tan estático

¿Quién te apetece que te toque?

Me gusta Adele, pero es complicada. De mujeres tengo otras pensadas.

¿Y de chicos? ¿Adam Levine?

Es muy evidente porque mi timbre y el suyo, salvando las distancias, son parecidos. No quería hacer algo que sonara evidente. Quiero hacer algo donde mi voz no salga tan evidente.

Se dice que Lorena y Rosa son las grandes favoritas. ¿Lo crees así?

No. Eso es lo que parece de fuera. Rosa tiene mucho apoyo del público. Pero el nivel es muy alto. Juan Muñoz lo está haciendo increíble,  Bea también y con Yolanda me meo.

Este año hay más cantantes profesionales...

Ya no más cantantes sino más nivel de imitación. Roko era una estrella increíble, la imitadora por excelencia, la ganadora máxima. Y este año esta todo muy igualado.

¿Te llevas el personaje a casa?

No, no. Soy muy tonto en casa y hago imitaciones, pero no llevarme el personaje.

¿Quién te ha sorprendido más personalmente?

Beatriz Luengo. Es una niña encantadora. Está a otro nivel. Está aquí porque le apetece. Tiene un Grammy, ha colaborado con artistas internacionales.

Llevo con orgullo ser Blas el de Auryn

Habéis ido cambiando vuestras cuentas de Twitter…

Nosotros íbamos a quitarlo a principio de octubre. Sin embargo, Warner nos lo quitó a principios de septiembre porque mandó un mail a Twitter y éste se adelantó. Pero realmente no me molesta el Auryn. He sido Chiqui de pequeño, en el instituto era Blas, que no me gustaba; luego fui Blas el de Eurojunior, Blas el de Auryn y ahora Blas el de TCMS. Son etapas de la vida y lo llevo con mucho orgullo.

¿Cómo fue el proceso de separación?

Llegó un momento en el que creímos que teníamos que parar, pero siempre con vistas a volver. No era decir adiós.

O sea que no provocaste la separación…

No. De hecho me llamaron este año y dije que no. Y cuando decidimos parar, le dije a mi representante Magí Torras si creía que tenia que hacerlo. A mi me apetecía, pero quería que me guiara. Valoramos los pros y las contras y acepté.

¿No te dió vértigo?

Mucho. Decidí no hacerlo durante una semana. Cuando empecé a leer las críticas porque era el culpable de la separación, dije que era mejor no hacerlo. Me plantée dejarlo. Lo pasé fatal.

¿Cómo llevas los comentarios?

Realmente hay más buenos comentarios que malos, pero somos así de egoístas que solo nos fijamos en los malos. Debemos hacerlo al revés. Hay mas comentarios positivos. Sólo son un 10% malos, pero te hacen daño porque ves que no es verdad, que no tienen razón. Intento no entrar, pero a veces es inevitable.