Blog del suscriptor

El 11M y sus sombras

.

.

  1. Blog del suscriptor
  2. Opinión

Lo cierto es que te tiemblan las piernas, las manos, los ojos tienen un brillo especial, la boca coge una pose triste y sobretodo, lo más aterrador, es el sonido ensordecedor del silencio. 

Monumento del 11 M en Madrid Atocha, pasear por la estación y el que el velllo se presente de punta por los escalofriantes recuerdos que mayores, jóvenes y pequeños tenemos en nuestro cerebro. No se hicieron esperar las imágenes de los trenes destrozados, la de personas que se movilizaron para ayudar… Sanitarios, Voluntarios, Civiles, Policías, Guardia Civil.. Todos eran uno, saltó el auténtico corazón de los ciudadanos, de los humanos… 

Madrid parecía eclipsada por la bomba del horror, un silencio absoluto los siguientes días, el cielo se tiñó de un gris de terror, miedo e incertidumbre. Parecía no ser cierto que tantas vidas habían sido anuladas aquel 11 de Marzo, tantos heridos, sufrimiento y dolor, y hubo algo que hizo aún más daño… Hubo acusaciones, que luego resultaron no ser así, aunque no vamos a engañar la realidad, a día de hoy, en el año 2018, sigue habiendo dos posiciones bien distintas:

La primera es lo que finalmente dijo el Gobierno de José María Aznar, habíamos sido atentados por Al Qaeda, el terrorismo islámico fijaba su “Allah es grande” en España y la herida sin cura se posiciona en Madrid, el procedimiento de lo sucedido y lo inicialmente dicho por el expresidente del Gobierno hizo que en la herida recién abierta y profunda se echarán litros y litros de agua oxigenada…

Dolía y mucho, a día de hoy duele, el engaño fue tremendo, tantas personas se sintieron estafadas e inentendiblemente se rectificó, cuando la gente ya lo había tomado con el tipo de atentado terrorista que llevábamos sufriendo durante tantos años por los mismos…

Hay personas que piensan que el hundido presidente utilizó una táctica frente a las elecciones generales que estaban tan encima, si por el contrario se descubría que era terrorismo islámico caería desastrosamente, como ocurrió y no se hizo esperar el mandato de José Luis Rodríguez Zapatero. 

La segunda es, precisamente, la primera información que dio el Gobierno, se supone que respaldado, con pruebas… Hay muchas personas que piensan que efectivamente aquel atentado tiene autoría en la organización terrorista ETA, son muchos los que sostienen la relación que ETA tenía con radicales islámicos, la rápida incineración de los trenes, la extraña manera de proceder del gobierno capitaneado entonces por Aznar, y la supuesta relación que tendrían otros partidos con llegar al gobierno.

Después de aquello vimos cómo el gobierno socialista enseguida aplicó la Vía Nanclares, negociaciones con la banda…; no se puede ignorar las voces que gritan ésta versión, está latente, está en las calles, está en algunas víctimas de dicho atentado.

¿Y los terroristas? Como siempre para las víctimas toda pena es poca, y así es, dos de ellos se encuentran cumpliendo 40 años, los encargados de las bombas que explotaron ese día, no muestran arrepentimiento.

A otro también se le condenó a 40 años, pero se acogió a la famosa y desastrosa Vía Nanclares, ya tiene permisos de salida; el siguiente saldrá en 2022 de la cárcel, el cuarto se le condenó a 14 años por ser el dirigente del grupo Combatiente Islámico Marroquí, fue extraditado a Marruecos y allí ha cumplido 10 años por terrorismo. El quinto, 12 años de prisión pero ya salió en libertad porque al Juez se le olvidó ( Increíble ) pedir la prórroga de prisión preventiva. Y por último, los otros dos 13 años de prisión cada uno, uno de ellos escapó a Serbia desde el piso de Leganés donde practicaron el comunicado, saldrán en 2023. Los demás han sido absueltos.

No funciona este sistema penitenciario, no funciona el código penal, no funciona ésta justicia porque la justicia está para que la víctima lo sienta, para que el culpable pague por lo que ha hecho, porque no es apto para vivir en sociedad. Tenemos que cambiar, tenemos que hacerlo por los más de 200 asesinados el 11m, por los más de 800 que asesinó ETA, por las cientos de víctimas que han sido asesinadas por algún indeseable, violadas y asesinadas. No funciona este sistema. 

Sólo decir que tenemos que luchar para dar voz a las víctimas de terrorismo y en este caso escuchar a los que creen una versión u otra, atenderles y por supuesto, no olvidar nunca a los que a las 7 y media de la mañana cogían ese tren en Atocha para hacer su vida como siempre…