Multas tráfico

Cosas por las que pueden multarte y que desconoces

Conducir descamisado, lavar el coche en la calle o comer al volante son algunas conductas por las que te pueden multar.

  1. Multas tráfico
  2. Vehículos
  3. Tráfico

En un mundo lleno de leyes como en el que vivimos es muchas veces difícil conocerlas todas. En el ámbito de la conducción, y a pesar de que como conductores hayamos tenido que sacarnos el carné de conducir y conocer mínimamente la legislación, las cosas no son diferentes y desconocemos todos los motivos por los que pueden multarnos. Algunas responden a la lógica, pero otras quizás no tengan tanta justificación.

Conducir descamisado o sin calzado

Conducir tu coche sin camiseta, es decir, con el torso desnudo, supone una multa de hasta 200 euros. Esta misma cantidad es la que tendrás que abonar si te pillan conduciendo descalzo. El artículo 17 del Reglamento General de Circulación explicita que “los conductores deberán estar en todo momento en condiciones de controlar sus vehículo o animales”.

Echar combustible de manera incorrecta

También nos quitarán 200 euros del bolsillo -y tres puntos del carné de conducir- si nos cogen repostando de manera incorrecta. ¿Y cómo es esto? ¿Echando gasolina cuando nuestro coche es Diesel? No, esto se refiere a echar combustible en un vehículo arrancado, con las luces encendidas o con la radio puesta.

Multa de la Guardia Ciivil. MPIB

Multa de la Guardia Ciivil. MPIB

GPS y móvil

100 euros de multa tendremos si somos pillados manejando el sistema de navegación, mandando un whatsapp a nuestra pareja o escuchando la radio con auriculares. Al igual que en el caso anterior, nos quedaremos sin tres puntos del carné.

Comer, beber o maquillarse

Equivale a distracción, como afeitarse o ir leyendo en marcha; supone una multa de 200 euros y retirada de dos puntos del carné. En el caso de beber, por ejemplo, un refresco al volante, aunque no lo creas, dependerá de lo que interprete el agente de seguridad que te pare, ya que la normativa señala que debes tener, principalmente, las manos sobre el volante

Tocar el claxon sin causa

¿Te molesta el típico coche en doble fila? Pues piénsatelo dos veces antes de tocar el claxon como un loco: sólo se puede tocar el claxon por causas justificadas, como para evitar un accidente o un atropello. De lo contrario, te arriesgas a multas de 80 euros.