Terrorismo

'Charlie Hebdo' recibe nuevas amenazas de muerte

El fiscal de París se ha tomado en serio los mensajes contra el semanario satírico y ha iniciado una investigación.

Charlie Hebdo ha recibido amenazas cibernéticas.

Charlie Hebdo ha recibido amenazas cibernéticas.

  1. Terrorismo
  2. Francia
  3. París
  4. Atentado Charlie Hebdo
  5. Charlie Hebdo

La redacción del semanario satírico Charlie Hebdo ha recibido nuevas amenazas de muerte a través de Facebook que han llevado al fiscal de París a abrir una investigación.

Aunque los miembros de la redacción de Charlie Hebdo, que fue atacada por los hermanos Kouachi en enero de 2015, prefieren no pronunciarse sobre el asunto, la dirección de la publicación decidió a mitad del mes de junio tomarse en serio las amenazas que varios individuos estaban profiriendo en su página de Facebook.

Como consecuencia de esta denuncia, el fiscal de París abrió el pasado 22 de junio una investigación por “amenazas de muerte”, justificando que los comentarios que estaban llegando a la redacción daban a entender que varios de sus miembros iban a ser tomados como blanco de un nuevo ataque.

Además de los mensajes compartidos en la cuenta de Facebook de la publicación, “un correo que contenía amenazas similares llegó a la redacción de este mismo semanario”, relata a Le Parisien una fuente cercana a la investigación. Las amenazas se habrían concentrado en un espacio de tres o cuatro días, según la misma fuente, a mediados del mes de junio.

Los mensajes, que ya han desaparecido de la red social, evocaban la voluntad concisa de atacar físicamente a los periodistas del semanario. La fuente cercana a la investigación y citada por Le Parisien continúa: “Se habla, más concretamente, de matar a varios miembros de la redacción”. A esta pesquisa se suma el refuerzo de los agentes de la brigada de represión de la delincuencia contra la persona, (BRDP), encargados de esclarecer la identidad y verdadera intención de los autores de tales amenazas.

'CHARLIE HEBDO', UNA REDACCIÓN BLINDADA

Desde que el pasado 7 de enero de 2015 los hermanos Kouachi asesinaron a sangre fría a doce personas, entre ellas cinco míticos dibujantes de Charlie Hebdo, los miembros de la redacción viven escoltados. Tal es el caso, por ejemplo, de la periodista Zineb El Rhazoui, superviviente del ataque a su redacción y mujer más protegida de Francia.

Tras el fatal atentado, la redacción de Libération abrió sus puertas para ofrecer a los supervivientes un lugar donde continuar su labor periodística a la espera de una solución a la altura de la amenaza. Al cabo de ocho meses, los miembros de Charlie Hebdo pudieron al fin instalarse en su nueva redacción, cuya dirección sigue siendo una incógnita por evidentes motivos de seguridad.

Sí se conoce, en cambio, la amplitud del lugar, 400 metros cuadrados en un local situado al sur de la capital francesa, así como algunas de las medidas de prevención tomadas para evitar la irrupción de posibles atacantes. Puertas herméticas, ventanas blindadas y una safety room (sala de seguridad) concebida para resistir a un ataque de balas.

“HOY VAIS A PAGAR, PORQUE HABÉIS INSULTADO AL PROFETA”

Aquel 7 de enero, los hermanos Kouachi irrumpieron en el pequeño local que se situaba en la Rue Amelot de Paris cuando la reunión editorial, que tenía lugar todos los miércoles a esa misma hora (10.30) había casi terminado. Tras obligar a una de las periodistas que se encontraba en la calle a introducir el código de seguridad que llevaba a la sala de reunión, preguntaron: “¿Charb? ¿Quién es Charb?”. Los supervivientes relatan que el director (Stéphane Charbonnier), se puso en pie y recibió las primeras balas. “Hoy vais a pagar, porque habéis insultado al profeta”, continuaron, perdonando la vida a una de las periodistas, Sigolène Vinson: “A ti no te vamos a matar porque eres mujer, y no matamos a las mujeres. Pero leerás el Corán”.

En el mes de noviembre de 2011, la redacción de Charlie Hebdo ya había sido víctima de un incendio criminal en respuesta a la publicación del número titulado “Charia Hebdo”, que dibujaba en su portada a Mahoma diciendo: “100 latigazos si no estáis muertos de risa”.

SIETE PORTADAS SOBRE EL ISLAM EN DIEZ AÑOS

Después del atentado que despertó un movimiento de solidaridad histórico por la libertad de expresión, el diario Le Monde publicó un gráfico demostrando que el semanario satírico no estaba, como se daba a entender, obsesionado con el islam, recopilando los temas que habían protagonizado la portada de Charlie Hebdo desde el año 2005 hasta el año del ataque, en 2015. De las 523 portadas, tan sólo 38 tenían por tema la religión: 21 abordaban temas ligados al cristianismo, 10 a diversas religiones y 7 al islam.

La inmensa mayoría de los números de Charlie Hebdo (336 de las 523 portadas) se habían concentrado en esos diez años en temas relacionados con la política.