Ataque en Dallas

Bush 'baila' durante el homenaje a las víctimas de Dallas

El expresidente de EEUU hizo saltar la polémica en el acto que presidió junto a Obama para honrar a los cinco policías fallecidos.

Bush tuvo una actitud menos contenida durante una canción en honor a las víctimas de Dallas.

Bush tuvo una actitud menos contenida durante una canción en honor a las víctimas de Dallas. Reuters

Barack Obama y George W. Bush aparecieron unidos el martes en el acto de homenaje a los cinco policías fallecidos a manos de un francotirador en Dallas (Texas) la semana pasada.

El expresidente de Estados Unidos, originario de Texas, declaró: "Queremos la unidad de la esperanza, de la bondad y de un propósito superior". Obama mantuvo que Estados Unidos "no está tan dividido como parece".

Pero la complicidad que mostraron ambos líderes, acompañados por las primeras damas, experimentó un momento inesperado cuando todos los presentes cantaron el “Himno de la Batalla de la República”. Todos se dieron las manos para ello, Bush entre su mujer, Laura, y Michelle Obama. Y empezó a balancearse, como otros.

Pero su ritmo era más animado, movió sus manos mientras los demás permanecían con ellas quietas y llegó a sonreír cuando el coro cantaba "Gloria, gloria, aleluya". Michelle Obama le respondió con otra sonrisa, el presidente también. Y aunque el matrimonio presidencial le miró aparentemente sorprendido al principio, quizá incomodado, no parecía reprobarlo necesariamente:

Las críticas y la mofa en redes sociales no tardó en llegar. Algunos incluso se plantearon si había consumido demasiado alcohol. Sin embargo, también hubo señales de apoyo.

El diario The Washington Post apunta que “en muchos Estados sureños los funerales no son asuntos enteramente solemnes”. De hecho, la vicepresidenta del Comité Demócrata Nacional para el Registro y Participación, Donna Brazile, salió en su defensa en Twitter. “Estaba sintiendo el espíritu. Por favor, permitidle que continúe balanceándose”, pidio esta política originaria del sureño Nueva Orleans.

En la cadena de manos entrelazadas se encontraban también el jefe de la Policía de Dallas, David Brown, el alcalde de la ciudad, Mike Rawlings, y el vicepresidente Joe Biden.