México

Los párrafos que Peña Nieto presuntamente copió para licenciarse en Derecho

Una investigación de Aristegui Noticias acusa al presidente mexicano de plagiar casi el 30% de su obra. Aquí, algunos de los fragmentos conflictivos.

El presidente de México, Peña Nieto.

El presidente de México, Peña Nieto. Reuters

  1. México
  2. Enrique Peña Nieto
  3. Plagios
  4. Escándalos políticos
  5. Universidad
  6. Derecho

El portal Aristeguinoticias.com ha denunciado que el presidente de México, Enrique Peña Nieto, plagió casi un tercio de su tesis de licenciatura, titulada El presidencialismo mexicano y Álvaro Obregón.

El medio mexicano asegura que Peña Nieto copió al menos 197 párrafos de los 682 que integran el texto. La mayoría de estos fragmentos supuestamente plagiados se concentran en el tercer capítulo de la tesis.

En ese capítulo el presidente mexicano centra su estudio en su antecesor Álvaro Obregón, que dirigió el país entre 1920 y 1924. El portal mexicano señala que el presidente copió literalmente 35 párrafos del primer apartado del capítulo y sólo en el último afirmó que se había servido de dos libros. No utilizó comillas ni citó en ningún momento al exmandatario.

Aristegui Noticias también asegura que Peña Nieto copió íntegramente 20 párrafos de una obra escrita por Miguel de la Madrid Hurtado (Estudios de Derecho Constitucional), quien fue presidente entre 1982 y 1988. Además, el actual mandatario no incluye ese libro en la bibliografía de su tesis.

En el cuarto capítulo, Peña Nieto escribió:

“El discurso pronunciado por Carranza describió el carácter de las reformas por él propuestas; base de dichas reformas fue una crítica general a aquellos aspectos de la Constitución de 1857 que, según el propio primer jefe, habían impedido su vigencia efectiva y abierto el paso a la dictadura”.

El original es casi idéntico, con la salvedad de que Hurtado escribe "primer jefe" en mayúscula:

“El discurso pronunciado por Carranza describió el carácter de las reformas por él propuestas; base de dichas reformas fue una crítica general a aquellos aspectos de la Constitución de 1857 que, según el propio Primer Jefe, habían impedido su vigencia efectiva y abierto el paso a la dictadura”.

Además, Peña Nieto copió supuestamente párrafos del historiador Enrique Krauze, de varios doctores en Derecho y de diversos académicos. De Krauze tomó algunos párrafos de su estudio Reformar desde el origen.

En su tesis de licenciatura, Peña Nieto escribió:

“Cualquier cosa podía pasar después del asesinato de Obregón, el 17 de julio de 1928; la más obvia, quizá, un golpe de Estado con el pretexto de una supuesta complicidad del régimen callista con magnicida. Aunque la muerte de Obregón flotaba en el ambiente antes de ocurrir, la reacción pública ante ella fue de sorpresa y desconcierto”.

De nuevo, el original guarda un parecido excepcional:

“Cualquier cosa podía pasar después del asesinato de Obregón, el 17 de julio de 1928; la más obvia, quizá, un golpe de Estado con el pretexto de una supuesta complicidad del régimen callista con magnicida. Aunque la muerte de Obregón flotaba en el ambiente antes de ocurrir, la reacción pública ante ella fue de sorpresa, desconcierto y, por momentos, de histeria”.

La investigación no sólo acusa a Peña Nieto de copiar parte de su tesis, sino también de manipular alguno de los pasajes plagiados. En el momento en que el presidente explica cómo surgió la figura del presidente en México, Peña Nieto ocultó la posibilidad de un revocatorio, según Aristegui Noticias.

En la página 23 de su tesis, el presidente escribe: 

"En 1823, Estéban [SIC] Austin redactó un Proyecto de Constitución para la República Mexicana, en la cual mezcló elementos de dos leyes fundamentales citadas en el párrafo anterior. Austin propuso el sistema presidencial".

Mientras que en el libro El presidencialismo mexicano, del jurista Jorge Carpizo, se lee:

"En marzo de 1823, Esteban Austin redactó en inglés un proyecto de constitución para la república mexicana, en el cual mezcló elementos de dos leyes fundamentales citadas en el párrafo anterior. Austin propuso el sistema presidencial y estableció que se podría remover al presidente del cargo por violación a la constitución o a las leyes, por malos manejos de fondos o por crímenes de alta traición". 

Aristegui Noticias también recoge que el presidente cambió algunas formulaciones e ideas pero sin citar en ningún momento la fuente de la que parte. Así, Peña Nieto habría tomado del académico Victor López Villafañe (La formación del sistema político mexicano) la estructura de alguno de los párrafos.

El presidente escribe:

"Para lograr el control y estabilidad del país, Díaz se apoderó de los Estados por la ligazón con sus amigos que se habían hecho gobernadores. Los que se manifestaron en su contra los atrajo o los destruyó. Otorgó facilidades a los terratenientes, ya numerosos desde la conversión de los 'bienes de manos muertas' en bienes circulantes, por efecto de la Ley Lerdo y las Leyes de Reforma dictadas por Juárez". 

En el original de López Villafañe la estructura es muy similar pero cambian algunos verbos:

"Díaz impuso orden y progreso. Para lograr el orden, se apoderó de los estados por la ligazón con sus amigos que se habían hecho gobernadores. A los que manifestaron su oposición, los atrajo o los destruyó. Concedió facilidades a los terratenientes, ya numerosos desde la conversión de los 'bienes de manos muertas' en bienes circulantes por efecto de la Ley Lerdo y las leyes de reforma dictadas por Juárez".

El equipo de Aristegui ha sido muy crítico con el presidente en los últimos años. El medio mexicano concluye su reportaje afirmando que ésta es “una nueva historia que lo muestra como un hombre que pudo pasar de plagiador a presidente”.

Por su parte, el portavoz del mandatario, ha respondido que Peña Nieto “cumplió con los requisitos establecidos por la Universidad Panamericana para titularse como abogado”. Además, el portavoz ha mostrado su sorpresa por que “varios errores de estilo” sean de interés periodístico 25 años después de su publicación.