ELECCIONES EE.UU. 2016

El equipo de Clinton arremete contra el director del FBI por reabrir el caso de los correos

Tachan la decisión de "partidista" y sin evidencias

La candidata demócrata Hillary Clinton, en un reciente mitin.

La candidata demócrata Hillary Clinton, en un reciente mitin.

  1. Hillary Clinton
  2. FBI Federal Bureau of Investigation
  3. Estados Unidos
  4. Elecciones EE.UU. 2016

El equipo de la aspirante demócrata a la Casa Blanca, Hillary Clinton, arremetió este sábado contra el director del FBI, James Comey, después de que éste reabriera sin mayor explicación el caso sobre los correos privados de la candidata, algo que aprovechó su rival, el republicano Donald Trump, de cara al 8 de noviembre.

En una conferencia telefónica con periodistas, el jefe de campaña de Clinton, John Podesta, fue tajante y aseguró que "24 horas después" de la notificación sobre el nuevo paso en las investigaciones, "no hay una explicación real sobre por qué el director Comey tomó esa decisión".

Podesta, visiblemente molesto, reiteró que se trata de una decisión sin precedentes, "partidista" y que además "distorsiona" la campaña electoral y puede causar un gran "daño político" al haber sucedido a apenas 11 días de la cita electoral en Estados Unidos.

"Es una gran insinuación, corta en los hechos", reiteró respecto a la decisión de Comey, quien este viernes informó de la reapertura de la investigación a ocho presidentes de comités del Congreso basándose en un caso que él mismo reconoció "no relacionado" con el de Clinton, cerrado en julio pasado.

"No hay evidencia de mala conducta, sin cargos de delito, ninguna indicación de que esto está relacionado con Hillary", agregó el jefe de campaña de la demócrata, quien advirtió además que, no obstante, la candidata no se va a permitir distracciones en este punto de la carrera presidencial.

Contradice la política interna del organismo

Robert Mook, manager de la campaña de Clinton, aludió a las informaciones reveladas el sábado por el diario The Washington Post que aseguran que altos oficiales del Departamento de Justicia estadounidense advirtieron a Comey de no dar ese paso, al contradecir sus políticas internas sobre no influir en procesos electorales.

Varios ex fiscales del país y antiguos miembros del Departamento de Justicia han reprobado la decisión del director del FBI.

"Hay una política de larga data de no hacer nada que pueda influir en una elección", dijo George J. Terwilliger III, fiscal general adjunto con el expresidente George H. W. Bush.

"Existen dichas directrices por una razón. A veces eso hace que las decisiones sean duras. Pero pasar por encima de ello tiene consecuencias", dijo Terwilliger al diario The New York Times.

Clinton: "Que Comey lo explique todo"

La exsecretaria de Estado dedicó su jornada electoral de este sábado a cortejar el voto en el disputado estado de Florida, en un acto de campaña en Daytona Beach, para después ir de la mano de un concierto latino protagonizado por Jennifer López y Marc Anthony.

Allí Clinton trató también el asunto de los correos: "Hemos pedido a Comey que explique enseguida todo. Que lo ponga todo sobre la mesa".

"Pero es extraño que saque algo así con tan poca información y a tan pocos días de las elecciones", argumentó la candidata, quien no dudó en reiterar que su campaña no puede dar por hecho una victoria.

Afirmó que, como el público, ella tiene "algunas preguntas" sobre una decisión "sin precedentes", anunciada "justo antes de las elecciones" y "profundamente perturbadora".

Trump ataca de nuevo

Por su parte, Trump dedicó la mayor parte de su primer mitin de la jornada en Golden, Colorado, a abordar con sus seguidores la renovada polémica.

"Como han escuchado, se acaba de anunciar ayer que el FBI está reabriendo su investigación sobre la conducta criminal e ilegal de Hillary Clinton", dijo el magnate mientras sus acólitos jaleaban: "Enciérrala".

Trump llamó "gran sinvergüenza" al exrepresentante por Nueva York Anthony Weiner, cuyo caso por haber mantenido conversaciones sexuales con una menor fue el que abrió la puerta a nuevas indagaciones sobre Clinton, según informó el diario The New York Times.

Weiner, quien fue esposo de una de las más estrechas asesoras de Clinton, Huma Abedin, está bajo el ojo de la Justicia por haber intercambiado mensajes subidos de tono con menores de edad, una investigación con la que el FBI obtuvo nuevos documentos que podrían estar relacionados con el caso de Clinton.

El magnate especuló durante su aparición de hoy con que esos nuevos hallazgos del FBI sean parte de esos "33.000 correos eliminados" que no se encontraron en los registros a la ex secretaria de Estado.

El candidato republicano también especuló sobre si Abedin seguirá siendo parte de la campaña de Clinton, consciente de que es una de sus asesoras más fieles.

"Me pregunto, si ella (Clinton) va a mantener Huma. Huma ha sido un problema. Me pregunto si Huma se va a quedar ahí. Y espero que no le hayan dado inmunidad a Huma porque parecería que cualquiera que camine por la acera tiene inmunidad", continuó el aspirante republicano.

A apenas diez días de los comicios presidenciales en Estados Unidos, la decisión de Comey, quien militó en el Partido Republicano, ha hecho temblar la campaña electoral y devuelto la esperanza a las aspiraciones del multimillonario, que se encontraba en caída libre en las encuestas.

No obstante, las críticas hacia el director de la agencia continúan resonando, especialmente por no haber dado más detalles del asunto y haber irrumpido de un modo tan abrupto en el ciclo electoral.