Israel-Palestina

Un policía israelí ejecuta a un palestino ante las cámaras

El joven huía caminando de un grupo que lo acusaba de terrorista, cuando una patrulla policial se detuvo y un agente lo abatió.

Escena del vídeo en el momento de la persecución al palestino

Escena del vídeo en el momento de la persecución al palestino Jerusalén

Es de noche. Se oyen sirenas. Los coches pasan de largo. "¡Disparadle! ¡Disparadle! ¡Es un terrorista!", grita la multitud mientras se ve cómo la silueta de un hombre se aleja caminando a grandes pasos de un grupo que lo persigue. Se ve a algunos judíos ultraortodoxos, mientras el joven se aproxima a un coche de la patrulla policial.

"¡No esperéis! ¡Disparadle!". 7 disparos y un agente de policía que se acaba de bajar del coche apuntándole. El joven yace en el suelo inerte. 

"¿Dónde están los heridos?", pregunta alguien. "Aquí no hay", responden otra voz.

Varios viandantes recogieron la escena con las cámaras de sus teléfonos móviles.

Acusado de herir con arma blanca a un adolescente israelí de 15 años, la Policía israelí abatió el pasado domingo a un palestino llamado Falid Alun, el joven del vídeo. Su familia y fuentes palestinas niegan que él fuera el autor del ataque, informa la agencia de noticias EFE. Lo fuera o no, lo que denuncian los activistas por los derechos humanos es que fuera acribillado en lugar de seguir los cauces legales.

El Centro Palestino por los Derechos Humanos ha llevado a cabo una investigación sobre lo sucedido y ha asegurado a EL ESPAÑOL que “el vídeo es correcto” y se trata de Falid Alun. “Lo persiguieron colonos extremistas. La Policía le disparó inmediatamente causándole la muerte, sin ningún intento de arrestarlo”, ha detallado Hamdi Shakkura, subdirector del Centro. “Es un claro crimen, cometido a sangre fría y con un uso excesivo de la fuerza. Cuando murió, estaba huyendo sin ningún arma”.

Israel asegura que sí iba armado. La portavoz de la Policía, Luba Samri, ha afirmado que "el terrorista recibió disparos de la policía y murió. El cuchillo estaba en su mano lleno de sangre", recoge EFE. Aún así, la Policía ha asegurado que está investigando lo sucedido. 

"No hay ninguna evidencia de que la policía israelí trate a los palestinos de esta manera sin saber todos los hechos", han asegurado fuentes de la Embajada israelí en España a este medio. "La Policía no responde a los niños educados de colegio. Hay mucha violencia. La Policía y el Ejército tratan de responder de la forma más eficaz. No nos consta que se haya hecho nada ilegal."

"Nosotros en estos momentos tratamos de responder una ola de violencia palestina que empezó hace unas semanas, con cuatro ciudadanos israelíes, incluida una pareja frente a sus hijos. El Gobierno de Israel está dispuesto a calmar la situación, también a sentarse para negociar con Mahmud Abas", han defendido las mismas fuentes.

La muerte de Alun es uno de los episodios de violencia que se han vivido en las últimas semanas entre israelíes y palestinos, en la que en total han resultado muertos cuatro israelíes a manos de palestinos y tres palestinos por fuego de las fuerzas de seguridad israelíes en distintos episodios. 

Una importante escalada de la tensión que ha provocado que el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu retrase un viaje oficial a Berlín, que iba a prolongarse desde la tarde de este 6 de octubre al día 8. Finalmente la visita se reducirá a unas horas el jueves, según ha anunciado hoy a través  de un comunicado.