Rally

¿Qué coches están por llegar al Mundial de Rallies?

  1. Rally

A poco más de cuatro meses para que empiece el Mundial de Rallies 2017, los nuevos World Rally Cars prometen devolver parte de la emoción perdida durante las últimas temporadas. La llegada de los coches con motor 1.6 turbo no terminó de afianzarse en el WRC y aunque muchos aseguraron que no hacía falta un cambio tan radical en el campeonato, tanto fabricantes como los responsables del Campeonato del Mundo (FIA y promotor del WRC) han decidido dar una vuelta de tuerca a la reglamentación técnica y no únicamente en entre los coches estrella del torneo intercontinental

WRC 2017

En el caso de Citroën, se ha optado por su todavía sin presentar C3. Con la separación estratégica entre Citroën, Peugeot y DS (ahora es la firma que se encarga de los modelos Premium dentro del Grupo PSA), la firma de los dos chevrones utilizará su nuevo utilitario en su versión cinco puertas aunque con las dos traseras ‘soldadas’ ya que así lo permite el reglamento. El coche ha sido íntegramente desarrollado en el cuartel general compartido por Citroën Racing y Peugeot Sport y ya hemos podido ver recientemente un Concept Car con unas formas similares a las que veremos en finalmente en competición.

Ford, o mejor dicho, M-Sport, recurrirá a la versión tres puertas del Fiesta. El nuevo modelo de la firma de Detroit no llegará hasta el próximo año a los concesionarios y es por ello que el equipo de Cumbria ha tenido que hacer los primeros test todavía con el chasis antiguo. Se aprovecharán de que tan sólo tendrán que hacer algunos cambios en cuanto a la geometría de las suspensiones y reacondicionar el motor para que cumpla con las nuevas exigencias reglamentarias. Las dimensiones son prácticamente iguales, algo que les ayudará a la hora de desarrollar el nuevo Fiesta RS WRC 2017 al equipo más modesto del Mundial.

Hyundai tuvo que esperar hasta el último momento para saber cuál era la opción elegida desde Seúl. Tras competir en 2015 con el i20 tres puertas de vieja generación y en 2016 con el de nueva, desde la firma coreana ha llegado la directriz de que el nuevo WRC de 2017 deberá ser construido sobre la base del coupé. Con este retraso, también se tuvo que recurrir a la utilización de una ‘mula de pruebas’ con la carrocería cinco puertas, sin embargo, la marca tiene finalmente un coche de competición con el que potenciar la nueva imagen deportiva europeizada que buscan tener en esta nueva era.

La temporada 2017 también marcará el esperado regreso de Toyota al Mundial de Rallies. La firma japonesa utilizará el nuevo Yaris, el cual encontraremos a la venta en los concesionarios oficiales de la marca a partir del próximo año. En este caso se han decidido por la versión tres puertas y una aerodinámica completamente distinta a la que se espera que lleven los otros fabricantes que ya participan en la actualidad en el WRC. Con Tommi Mäkinen a la cabeza, Toyota GAZOO Racing deberá esperar a ver si reverdecen los éxitos de antaño. 18 años después de su última temporada en el Campeonato (lo abandonaron para lanzarse a la aventura de la Fórmula 1), los asiáticos regresan con el objetivo a medio plazo de volver a luchar por los títulos.

Volkswagen sigue siendo tras casi cuatro temporadas el absoluto dominador del WRC. El Polo R WRC se ha mostrado en un coche completamente todoterreno, de gran fiabilidad y con una mayor tracción que el resto de coches. Sin embargo, los cambios reglamentarios suelen ser una incógnita para formaciones que cuentan con cierta ventaja respecto a sus rivales. Con la base del Polo tres puertas, en Hannover están desarrollando un vehículo que mantenga la racha de éxitos de la que ha gozado hasta el momento el utilitario germano. Al igual que el resto tiene ciertos elementos en común como un motor 1.6 turbo con una brida de 36 mm capaz de entregar entre 370 y 380 CV de potencia, menos peso, más carga aerodinámica y un nuevo diferencial central electrónico que en principio debería hacer más fácil de reglar los nuevos coches.

Confirmados un R-GT y un R5 nuevos:

Sin embargo, los nuevos World Rally Cars no serán las únicas novedades que tengamos en esta disciplina dentro del apartado mecánico. Al Hyundai i20 R5 que ya está confirmado y que se está entregando a los primeros equipos-clientes (Nasser Al-Attiyah se espera que compita sobre uno en el WRC2 de 2017), también se sumará la llegada del nuevo Abarth 124 R-GT. El coupé/roadster de la firma del escorpión se espera que reciba el visto bueno de la FIA el próximo 1 de enero y será el último R-GT construido por un fabricante después del fallido intento de Lotus con el Exige.

Como corazón llevará instalado un 1.8 turbo proveniente del Alfa Romeo Giulietta que se espera que rinda hasta 308 CV de potencia para apenas una tonelada de peso. Será el regreso de la marca turinesa a la competición internacional, aunque no se espera que sea a través de un programa oficial en WRC o ERC, e incluso no se puede descartar que terminemos viendo alguna unidad compitiendo en nuestro Campeonato de España de Rallies de Asfalto.

Además de estas dos llegadas confirmadas continuamos con los rumores que apuntan a una posible llegada de una versión R5 del Toyota Yaris, o incluso las opciones de que Renault u Opel terminen escuchando los cantos de sirena de esta disciplina y su amplio mercado y se terminen animando a construir un R5 sobre las bases de dos de sus modelos más populares, el Clio y el Corsa. Todavía quedará un último elemento sorpresa ya que la FIA está discutiendo la posibilidad introducir unos nuevos kits R4 que permitan la llegada de nuevos fabricantes interesados, así como el cambio en la normativa técnica de los R2T. Sean bienvenidos.