Ejercicio físico

Cuida tu abdomen en casa con estos ejercicios

Sigue esta tabla fácil para la que sólo se necesita un suelo despejado y una esterilla o colchoneta.

  1. Ejercicio físico
  2. Bienestar
  3. Belleza
  4. Gimnasia
  5. Estilo de vida

Trabajar el cuerpo en casa es fácil, sólo se necesita un suelo despejado, una esterilla o colchoneta y… saber qué ejercicios realizar. Si lo que quieres es fortalecer el abdomen, entonces sigue esta tabla fácil y que se termina en menos de media hora:

Balance Plank

A priori parece muy fácil de realizar, pero este ejercicio pone todo el cuerpo en tensión. Para realizarlo, deberás apoyar codos y antebrazos en el suelo, teniendo en cuenta que deben estar separados, siempre a la anchura de los hombres. Los pies también deberán estar apoyados en el suelo. Cuando estés colocado en la postura correcta, comienza a apretar abdomen y glúteos y desplaza el cuerpo – sin mover brazos y pies- hacia delante y hacia atrás, como si estuvieras balanceándote o tomando impulso. Repite esta acción tres veces en una serie de 20 balanceos. Pero cuenta bien: 20 hacia delante y 20 hacia detrás, no te comas parte del ejercicio.

Bear Crawl

Uno de los ejercicios más divertidos de abdomen y que podrán tomarte por loca si te ven realizándolo por casa. Consiste en andar con pies y manos en cuadrupedia sin apoyar las rodillas en el suelo. Recorre toda la casa y repítelo tres veces -descansando entre repeticiones unos 30 segundos-.

Crunch con piernas elevadas

Para realizar este ejercicio deberás tumbarte boca arriba y elevar las rodillas hasta posicionarlas encima de las caderas. Las piernas deben estar paralelas al suelo, con las rodillas a 90º. Coloca las manos detrás de las orejas, flexionando los codos, y realiza un encogimiento orientando un hombro hacia la rodilla contraria. Mientras el abdomen se mueve de un lado a otro, la pierna contraria también se encoge y la otra se estira. Realiza el gesto contrario para completar una repetición. Este ejercicio trabajará los oblicuos, aunque deberás hacer al menos cincuenta (en cada una) para que surja efecto.

Elevación de cadera con piernas rectas

Túmbate boca arriba con las rodillas extendidas y los pies, cuidando que el empeine esté dirigido hacia arriba. Los brazos son los que guardan la estabilidad del tronco y deben estar ligeramente separados de él. El ejercicio consiste en intentar elevar la cadera separándola del suelo y manteniendo las piernas y el tronco inmóviles. Realiza 30 repeticiones en una serie de tres sesiones.

Encogimiento doble

Apoyada sobre tus caderas, con las piernas y el tronco estirado, deberás conseguir acercarlos de manera simultánea. ¿Cómo se hace eso? Elevando tronco y piernas. Para ayudarte al ejercicio, apoya tus manos en el suelo y no olvides mantener en todo momento tu espalda alineada para no dañarla. Realiza 10 repeticiones en una serie de tres sesiones.