EDUCACIÓN

También hay una 'alumna perfecta' con 10 en Selectividad: es de Huelva y quiere ser médica

La estudiante Celia Morales ha obtenido un 10 en los exámenes de la fase general en Andalucía: "La Selectividad no ha sido un drama". 

La estudiante del IES La Orden de Huelva, Celia Morales, máxima nota en la Selectividad andaluza

La estudiante del IES La Orden de Huelva, Celia Morales, máxima nota en la Selectividad andaluza

  1. Educación
  2. Selectividad
  3. LOMCE
  4. Huelva
  5. Universidad

Celia Morales ha estado los 15 minutos previos a la publicación de las notas de la Selectividad en Andalucía delante del ordenador refrescando la página de la Universidad de Huelva. Su hermana mayor le ha acompañado en los minutos previos de nervios que han desembocado en alegría e incredulidad cuando ha visto en la pantalla cómo una ristra de 10 se repetían.

Esta estudiante de 18 años del IES La Orden de Huelva ha bordado la fase general de la última Selectividad de la historia, ya que el próximo año será sustituida por una reválida tal y como recoge la Lomce. Al igual que lo hizo el madrileño Jaime Redondo, del IES Arquitecto Peridis de Leganés, quien estudiará el doble grado de Matemáticas y Física de la Universidad Complutense tras conseguir la nota más alta de Madrid.

Morales se ha alzado con un 10 en Lengua castellana y Literatura, otro en Historia de España, uno más en Francés y por último, también la máxima nota en Matemáticas II.

"No me lo creo todavía, de verdad. Cuando he visto las notas me he puesto a saltar por casa", confiesa Morales a EL ESPAÑOL, quien ha estudiado en centros públicos desde sus inicios. "Se pueden sacar muy buenas notas en la pública", afirma. El próximo curso seguirá en la senda y accederá con total pronóstico a la Universidad de Sevilla para cursar el grado en Medicina: "Mi sueño es ser oftalmóloga".

Dice que "no tiene fórmulas secretas" tras ser preguntada por cómo se consiguen estas notas. Admite que es "muy perfeccionista". "Me gusta, sobre todas las cosas, hacerlo todo bien y me esfuerzo mucho para ello". Con esta filosofía, cuenta cómo los 15 días previos a la Prueba de Acceso a la Universidad estuvo haciendo maratones de más de 12 horas de estudio para preparar las pruebas. "Pero esto no ha sido así durante el curso", matiza.

Durante el curso, sus calificaciones también han sido brillantes, y de hecho ha realizado la Selectividad sabiendo que su media de los dos cursos de Bachillerato ya sumaban un 10. "Soy muy constante, pero no he estado encerrada, no ha sido un drama", explica.

UN 10 DE MEDIA EN BACHILLERATO 

En cuanto a los exámenes, narra cómo en el de Lengua Castellana y Literatura se lanzó por la opción periodística en el que los examinadores presentaron un texto sobre la Guerra en Siria de Almudena Grandes. "De guerra en guerra", dice, porque en la evaluación siguiente, de Historia, también se decantó por desarrollar un conflicto: la Guerra Civil española.

En el de Lengua extranjera se examinó de Francés, ya que el IES donde ha estudiado es bilingüe en este idioma. "Iba con ventaja, ya me había sacado también durante este curso el B2". Y en Matemáticas II, sin sobresaltos. Y tanto. Otro 10.

El cuanto a la fase específica, esa que sirve para subir la nota de acceso hasta un 14, decidió presentarse a dos exámenes, como la mayoría de alumnos que se matriculan a nivel estatal. Parece hasta justiciarse durante la conversación que en estos dos no lograse la perfección. Un 9,85 en Biología y un 9,34 en Química. "El de Química fue el más complicado porque había un problema que nunca había hecho".

-¿Y ahora? ¿Cómo se plantea el verano?

-Ya he hablado con mis amigos y hemos avisado que no vamos a parar en casa. Me toca hacer la matrícula y buscar piso en Sevilla, pero eso me lo tomaré con más calma. 

La nota de corte, marcada por el último alumno que el pasado año logró acceder a Medicina en la Universidad de Sevilla, está en un 12,700. Una cifra que Morales supera con creces, ya que su nota final es de 13,838. Más de un punto por encima.

Con esto, le esperan dos meses antes de pisar suelo universitario en los que espera viajar y sacar tiempo para leer, que el último libro que leyó fue por obligación en clase: 'Crónica de una muerte anunciada'.