Gobierno de España

Mariano Rajoy: "No voy a poner ninguna condición al PSOE para la investidura"

El presidente del Gobierno ha asegurado que "ir a unas terceras elecciones sería un disparate".

El presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy.

El presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy. Efe

  1. Gobierno de España
  2. Mariano Rajoy Brey
  3. PSOE
  4. PP Partido Popular
  5. Investidura

Mariano Rajoy ha terminado con las especulaciones sobre si el PP quería terceras elecciones o si iba a exigir al PSOE condiciones para que se abstuviera en la próxima sesión de investidura: "No voy a poner ninguna condición para la investidura".

El presidente del Gobierno en funciones ha realizado estas declaraciones a su llegada al XIII Congreso Jurídico de la Abogacía ICA-Málaga. "Ir a unas terceras elecciones sería un disparate" porque "nos jugamos mucho, nos jugamos la consolidación de la recuperación económica y la creación de empleo".

Además, ha recalcado que está a la espera de poder conversar sobre este asunto con el presidente de la gestora del PSOE, Javier Fernández, para acabar con las especulaciones.

"Mi interlocutor es Javier Fernández, porque es quien ha elegido el PSOE, como antes fue Pedro Sánchez. En cuanto se pueda, voy a hablar con él para ver cuál es el planteamiento del PSOE".

Rajoy también ha querido tranquilizar la situación puesto que "se ha especulado mucho": "Lo mejor sería un gobierno que diese estabilidad, seguridad y certidumbre y plantee una coalición. Si no es posible nosotros estamos dispuestos a considerar cualquier posibilidad porque la prioridad es formar gobierno".

El presidente en funciones sabe que le "faltaron seis votos" y considera que ahora es el momento para poder llegar a un acuerdo. "Creo que hay que dar tiempo. Todavía tenemos tiempo, no demasiado, pero insisto, hacer nuevas elecciones es un disparate". 

"Ya en el último debate que se produjo en las Cortes dije que lo mejor es un gobierno de coalición. Si no quieren vamos a pactar siete u ocho grandes asuntos y además dije cuáles eran esos siete u ocho grandes asuntos y si no al menos déjenme gobernar", ha añadido el aspirante del PP a la Presidencia.

Ante la pregunta de si la abstención del PSOE incluiría también su apoyo a los presupuestos de 2017, Rajoy ha aclarado que "no", que "si hubiera una abstención ya sería suficiente, es decir, los presupuestos necesitan más votos a favor que en contra. Pero creo que ahora no es momento de hablar de los Presupuestos. Ahora lo urgente es formar gobierno y luego ya hablaremos".

Aún así, el presidente ha querido insistir en los compromisos que España tiene con Europa y que están reflejados en los presupuestos: "Tenemos compromisos con la Unión Europea que hay que cumplir. Estamos tomando ya algunas decisiones para que las comunidades autónomas puedan aprobar sus propios presupuestos y para que funcionen normalmente los servicios públicos, pero insisto, lo urgente, y además creo que es lo razonable y lo sensato, es que haya un gobierno y aquí no se trata de ponerle exigencias ni a unos ni a otros. Se trata de construir y de dejar ya los debates, que ya tuvimos suficientes campañas electorales, y que España entre en una etapa de normalidad".

Rajoy ha acabado su primera intervención pública desde la crisis del PSOE con una norma básica en su discurso: "Es lo que dice el sentido común y es lo que yo voy a intentar. Es mi obligación".