Accidentes de tráfico

El cansancio del conductor, causa del accidente de Freginals en que murieron 13 estudiantes

El atestado de los Mossos d'Esquadra sobre el suceso señala que el piloto realizó desaceleraciones "anormales".

Imagen del autobús volcado en la carretera.

Imagen del autobús volcado en la carretera. Twitter

  1. Accidentes de tráfico
  2. Tráfico
  3. Autobuses
  4. Tarragona
  5. Muertes
  6. Programa Erasmus

El accidente del autocar ocurrido el 20 de marzo pasado, en Freginals (Tarragona), en el que murieron 13 estudiantes extranjeras de Erasmus se debió, presuntamente, al sueño y cansancio del conductor, según el atestado de los Mossos d'Esquadra, al que ha tenido acceso El Periódico de Cataluña.

Según informa este rotativo en su edición digital, los Mossos d'Esquadra han concluido que la causa directa del accidente ocurrido de madrugada en la autopista AP-7, a la altura del término municipal de Freginals, en el que también resultaron heridos otros 40 estudiantes además del conductor, que resultó grave, fue supuestamente el sueño y cansancio que tenía el conductor del vehículo, Santiago R.J.. La policía autonómica ha elaborado el informe tras analizar el autocar, la vía por la que circulaba, la velocidad del vehículo y las declaraciones de pasajeros y otros testigos.

"Anormales" y no justificadas desaceleraciones

Según El Periódico, el juzgado de Amposta ha requerido a la Inspección de Trabajo que investigue las condiciones laborales del chófer, que aún no se ha recuperado de sus heridas, y si se habían respetado los periodos de descanso.

El informe recoge las "anormales" y no justificadas desaceleraciones del autocar durante el trayecto de Valencia, adonde los estudiantes se habían trasladado para pasar un día en Las Fallas, a Barcelona.

El autocar inició el viaje de vuelta a la capital catalana a las 4.03 horas y el accidente se produjo a las 5.51 horas. En el minuto anterior al accidente, por ejemplo, el autocar pasó de una velocidad de 100 a 74 kilómetros por hora, para volver después a los 100, sin que hubiera causas en el tráfico o en la vía que lo justificara, según la policía autonómica.

Del análisis del tacógrafo del vehículo siniestrado se desprende que hubo "variaciones en la velocidad significativas" desde el tramo comprendido entre el peaje de Sagunto y el lugar del accidente. En concreto, el informe refleja 77 desaceleraciones superiores o igual a dos kilómetro por hora.

Comparación con los otros vehículos

Los Mossos también han comparado el comportamiento del vehículo accidentado con otros dos autobuses que componían el convoy de estudiantes y aseguran que estas desaceleraciones son "anómalas en cuanto a la falta de linealidad en la conducción".

"Es como si el conductor hubiera ido dando cabezaditas porque se dormía", han explicado a El Periódico de Cataluña fuentes conocedoras de las pesquisas. Además, algunos de los viajeros supervivientes también han declarado que vieron en estado de somnolencia al conductor y que éste piso en varias ocasiones las rayas que marcan el arcén.