Cataluña

El Govern reconoce que el 'no' de la CUP a las cuentas deja "tocada" la legislatura

La portavoz del Govern, Neus Munté señala que "es evidente que la CUP ha incumplido el pacto de investidura y tendrá consecuencias".

La portavoz del Govern, Neus Munté, en el Parlament de Cataluña.

La portavoz del Govern, Neus Munté, en el Parlament de Cataluña. Efe

  1. Cataluña
  2. CUP
  3. Generalitat de Catalunya
  4. Neus Munté
  5. Junts pel Sí
  6. Carles Puigdemont
  7. Oriol Junqueras

La portavoz del Govern, Neus Munté, ha criticado este martes que la CUP haya decidido de forma definitiva tumbar los Presupuestos de 2016 este miércoles en el Parlament y ha admitido que tendrá efectos sobre la situación política en Cataluña: "La legislatura queda tocada".

En declaraciones a Rac1 recogidas por Europa Press, ha acusado a los anticapitalistas de haber incumplido el pacto de gobernabilidad con JxSí para dar estabilidad al Govern en el Parlament: "Es evidente que la CUP ha incumplido el pacto de investidura y tendrá consecuencias".

Preguntada por si el 'no' de la CUP implicará un adelanto electoral, Munté ha alegado que no es momento de avanzar posibles escenarios de futuro, pero ha afirmado que tanto el Govern como el grupo parlamentario de JxSí tienen que reflexionar sobre "todo".

Munté ha reivindicado que el Govern no estaba pidiendo un "cheque en blanco" a la CUP, sino tan solo que aceptara tramitar este miércoles las cuentas para, en el próximo mes, negociarlas para que se sintieran cómodos aprobándolas definitivamente en julio.

La ley más importante de la legislatura, rechazada

Ha alegado que los objetivos de las cuentas eran dos: mejorar la inversión social y seguir avanzando en el camino hacia la independencia, y ha advertido a los anticapitalistas de que ahora estos propósitos se ven afectados por haber rechazado los números.

Munté ha recordado a la CUP que, para llegar al pacto de investidura, JxSí hizo "sacrificios" como renunciar a que Artur Mas fuera presidente, y ha lamentado que ahora los 'cupaires' se salten su parte del pacto rechazando la ley más importante de la legislatura.

"Nosotros -el Govern y JxSí- hemos cumplido. Quien no se ha movido y quien se ha mantenido en la zona de confort ha sido la CUP", ha censurado la también consellera de Presidencia. La portavoz ha asegurado que el veto de la CUP no supone que el Govern renuncie "al objetivo político de la legislatura", el de la independencia, aunque ha admitido que la decisión de los anticapitalistas pone trabas a la hoja de ruta soberanista.

VERSIONES CONTRAPUESTAS

La CUP ha acusado al Govern de haberse equivocado en la forma de presentar los Presupuestos, ya que los llevó al Parlament sin haberlos consensuado antes con ellos, y fuentes del Govern consultadas por Europa Press contradicen esta versión.

Estas fuentes aseguran que el procedimiento fue el siguiente: "Se les preguntó -a la CUP- si negociarlos antes o después de la aprobación en el Govern y la formación anticapitalista dijo que después", lo que supone una versión contrapuesta a la de la CUP.

Así, desde el Govern aseguran que la CUP prefirió negociar las cuentas una vez fueran presentadas en el Parlament, y no antes de hacer públicos los números, y lamentan que ahora los anticapitalistas sean críticos con el procedimiento que ha seguido la Generalitat.