Caso Yéremi

Localizado un sospechoso de la desaparición y homicidio de Yeremi Vargas

El hombre se encuentra en prisión cumpliendo condena por otros hechos. La Guardia Civil le imputa los delitos de detención ilegal y homicidio del niño, desaparecido en 2007.

Localizado un sospechoso de la desaparición y muerte de Yeremi Vargas

Localizado un sospechoso de la desaparición y muerte de Yeremi Vargas

  1. Caso Yéremi
  2. Sucesos y Acontecimientos
  3. Secuestros
  4. Guardia Civil
  5. Yéremi Vargas

La Guardia Civil ha localizado a un sospechoso de la desaparición y homicidio del niño Yeremi Vargas, desaparecido en marzo de 2007, a los 7 años.

Fuentes del Instituto Armado han confirmado a Europa Press que el sospechoso está en prisión cumpliendo condena por otros hechos, tal como ha avanzado Antena 3. La Guardia Civil le imputa los delitos de detención ilegal y homicidio del niño.

El sospecho es Antonio O., conocido como Juan El Rubio, según ha informado Antena 3. El Rubio era vecino de la familia de Yeremi cuando se produjo la desaparición del menor y cuenta con una larga lista de antecedentes penales, entre ellos agresión a un agente de Policía, violencia de género y abuso de menores. 

Este varón de 56 años que en la actualidad está preso en Algeciras (Cádiz) es propietario del coche Renault 5 blanco al que se buscaba por su posible relación con la desaparición del menor.

Además, fue un testigo clave durante la investigación, ya que interpuso una denuncia porque tenía "muchos datos que aportar".

En marzo de 2015, el investigado fue entrevistado por ‘Espejo Público’, donde aseguró que vio cómo raptaban a Yeremi en una parcela privada que pertenece al Cabildo: “Estaba tirado en el suelo con su tía, una mujer rubia”. “Les pregunté por qué estaba el niño llorando”, aseguró.

El caso del pequeño Yeremi Vargas se remonta a marzo de 2007, cuando el niño de siete años de edad desaparece mientras jugaba con sus primos en las proximidades de su casa de Vecindario, en Santa Lucía de Tirajana (Gran Canaria). La familia de Yeremi denuncia la desaparición del chaval que padece una insuficiencia respiratoria y necesita medicación constante.

A las pocas horas comienza el dispositivo de búsqueda: más de 500 personas se encargan de buscar al menor. A agentes de la Guardia Civil, Protección Civil, Policia Local y el Grupo de Emergencia del Gobierno de Canarias se suman vecinos y amigos de la familia.

En un principio se baraja la posibilidad del secuestro. Es el entonces presidente titular del Cabildo de Gran Canaria, José Manuel Soria, quien apunta en esta línea: “La hipótesis más aceptada es que al niño se lo han llevado.

UN PRIMER DETENIDO

El 19 de marzo de 2007, diez días después de la desaparición, la Guardia Civil detiene a un hombre de 27 años, que fue acusado de un delito de extorsión a la familia, aunque posteriormente descartan que esté relacionado con la desaparición.

Este vecino de Agüines (Gran Canaria) había pedido a la familia 6.000 euros a cambio de la liberación de Yeremi Vargas. La investigación terminó con la conclusión de que el hombre lo había hecho con ánimo de lucro.

Sigue la búsqueda y el titular de Interior en ese momento, Alfredo Perez Rubalcaba, señala que “nunca ha habido en Canarias una operación tan amplia” como la que se estaba llevando a cabo. Asegura que se han recibido 6000 llamadas en relación al secuestro.

La familia no pierde el aliento y sigue movilizando durante los años anteriores a vecinos, organizaciones y políticos para que el caso Yeremi no caiga en el olvido.

Es en el verano de 2010 cuando los investigadores descubren un cráneo en un parque infantil en la localidad en la que desapreció. Más tarde descartan a que tuviese relación con el niño y apuntan a que podríaa ser de una mujer muerta hace una década.

Hasta marzo de 2012 no hay novedades importantes en el caso. Entonces la Guardia Civil anuncia que tiene nuevos datos sobre el vehículo y ropa del menor y pide colaboración ciudadana.

“La investigación dará sus frutos”

Los agentes de la Guardia Civil trabajan sobre varias hipótesis, entre las que no descarta la venganza familiar, tráfico de seres humanos, pederastia o tráfico de órganos. Por ello, se anuncia que han investigado a 195 personas acusadas de pederastia, menores de 65 años y con delitos a niños menores de quince años. Además de a 15 presos acusados por lo mismo y personas de la isla.

"El trabajo que están haciendo dará sus frutos cualquier día, la esperanza la mantenemos siempre intacta, siempre hemos pensado que aparecerá y que aparecerá bien, mientras no se demuestra lo contrario siempre vamos a seguir pensando así”, afirmó la madre de Yeremi cuando se cumplieron seis años de la desaparición de su hijo.

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, asegura que hay líneas de investigación “bastante buenas” sobre la desaparición y que el contacto con la familia del pequeño es “permanente”.

Así, el caso vuelve a saltar a los titulares de todos los medios en septiembre del pasado año cuando se anuncia que se está investigando si un cráneo hallado en Gran Canaria pertenece al niño desparecido. Finalmente, de nuevo, se descarta que tenga relación alguno con el joven.