EL SUMARIO DE LA PÚNICA AL DESCUBIERTO

El 'número 3' de Cifuentes, en la cuerda floja judicial

Marjaliza implicó al consejero de Ordenación del Territorio, Jaime González Taboada, en el 'mangoneo' de las obras del plan Prisma.

González Taboada el día de su toma de posesión. Cifuentes, al fondo.

González Taboada el día de su toma de posesión. Cifuentes, al fondo.

  1. Operación Púnica
  2. Francisco Granados
  3. David Marjaliza
  4. Cristina Cifuentes
  5. Jaime González Taboada

El constructor y polifacético empresario David Marjaliza implicó al número 3 de Cristina Cifuentes, presidenta del Gobierno de Madrid, en el reparto y adjudicación amañada de las obras previstas en el Plan Regional de Inversiones y Servicios de Madrid (Prisma), un proyecto para la realización de infraestructuras en municipios madrileños, tal como adelantó EL ESPAÑOL.

González Taboada era en esa época director general de Cooperación con la Administración Local y dependía de Francisco Granados, consejero de Presidencia, Justicia e Interior en el Gobierno de Esperanza Aguirre. Cifuentes lo ha nombrado consejero de Medio Ambiente, Administración Local y Ordenación del Territorio, y en ese cargo lo mantiene.

Tras la aparición de noticias sobre la implicación de Taboada en el sumario sobre la trama Pública, Cifuentes defendió al consejero, quien, por su parte, ha negado el cobro de comisiones.

Según el relato de Marjaliza, él conocía a través de Ignacio Palacios, jefe del gabinete de Granados, las empresas que concursaban a la adjudicación de una obra financiada por el Prisma y qué valoración habían obtenido. Luego Marjaliza se ponía en contacto con las mejor evaluadas y les sugería el pago de comisiones si querían hacerse con el contrato. 

"A mi me daban las aperturas de los concursos, habitualmente me las daba Nacho. Alguna vez hablaba con Paco", declaró Marjaliza en la Audiencia Nacional el pasado junio en una confesión cuyo secreto se ha levantado ahora.

"Quien estaba ahí [en el Prisma] y a quien llamaba Nacho para preguntar era un director general que dependía de Justicia e Interior, Jaime González Taboada, que hoy es diputado", añadió el investigado.

"¿Era el que mangoneaba?"

Según se escucha en la grabación de la comparecencia, el juez Velasco apuntó que de las 12 Direcciones Generales relacionadas con el Prisma "casualmente este señor, del 100 por 100 del dinero que repartía Prisma, le tocaba gestionar el 77,81 %. ¿Le suena que era el que mangoneaba ahí?".

-El que mangoneaba ahí era él, contestó Marjaliza.

El empresario explicó así el supuesto modo de funcionamiento: "Había una obra en un pueblo de 200.000 euros y se presentaban 15 empresas. Yo tenía mucha relación con empresas constructoras porque me he dedicado al sector. Me daban entre las 3 y 5 primeras que habían licitado, las mejores, y yo las llamaba diciendo que si querían la obra pagaran una comisión".

-Juez: ¿De parte de...?

-Marjaliza: Toda la prensa sabía que yo era la mano derecha de Paco [Granados], no tenía que decir esa...era obvio.

-Juez: ¿Cuánto dinero en comisiones se pudo llegar el señor Granados?

-Marjaliza: No hubo mucho ahí porque no eran obras pequeñitas, no eran de millones de euros. Yo hablaba con Paco y le decía 'a ver si tenemos alguna obra' y me decía 'habla con Nacho' y yo hablaba con Nacho, que era el que hacía la gestión y el que delante mí a veces llamaba a Jaime. 'Jaime, ¿esto cómo va?'. Había una cosa no escrita como que un tercio [de las obras] era para los técnicos, un tercio la parte de Jaime con su gente y el último tercio para la Consejería.

"Yo gestioné 10 o 12 [adjudicaciones], cobraba [las comisiones] y las pagaba. De la comisión que cobraba me quedaba con una cantidad. Cogía un pequeño porcentaje de lo que le correspondería a Paco o a la Consejería. Si una comisión eran 20.000, me cogía tres, cuatro o cinco mil euros y el resto se lo entregaba a Nacho [Palacios]".

"Me ocupaba de mi trozo de tarta"

"Si llamaba Nacho a Jaime y éste decía 'esta obra ya está' es que estaba dada de antes", es decir, adjudicada por los técnicos o por el director general, según Marjaliza. "Si decía 'esta sí se puede dar', era la mía".

"No he dicho que los técnicos cobraran" comisiones, precisó el declarante, "sino que Nacho me transmitió que había un tercio que adjudicaban ellos, no sé si cobrarían o no pero no podíamos entrar ahí, y otro tercio era Jaime con su gente".

"Yo me preocupaba de mi trozo de tarta y no me metía en campo extraño", añadió Marjaliza, que aseguró que "se pagaban comisiones aunque no mediara yo en ellas".

"Granados estaba detrás", manifestó David Marjaliza, que no precisó el dinero que el consejero se habría llevado pero indicó que "no llegó al millón de euros".