FUE DENUNCIADO POR AGRESIÓN SEXUAL

El PP colocará de nuevo al socio de Bárcenas de número 1 por Lleida

Llorens obtuvo 22.000 votos el 20D, pero su partido vuelve a apostar por él (72 años) para recuperar el escaño.

El diputado José Ignacio Llorens, sentado a la derecha de Mariano Rajoy.

El diputado José Ignacio Llorens, sentado a la derecha de Mariano Rajoy. Efe

  1. PP Partido Popular
  2. José Ignacio Llorens
  3. Mariano Rajoy Brey

José Ignacio Llorens (72 años) volverá a encabezar la lista del PP en Lleida a pesar de que el 20D no consiguió ni siquiera un escaño para su partido. La dirección nacional de la formación conservadora ultima las listas definitivas que deberán presentar ante la Junta Electoral Central. En un principio, los cambios que hará la dirección “son mínimos” y nadie ha planteado la posibilidad de cambiar al diputado de Lleida que fue socio de Luis Bárcenas y denunciado por agresión sexual antes de que Mariano Rajoy consiguiera ser presidente del Gobierno.

Llorens, nacido en 1943, es ingeniero agrónomo y funcionario y ha sido diputado en siete legislaturas. El 20D se quedó fuera del Parlamento porque solo obtuvo 22.260 votos. Sin embargo, el pinchazo electoral no ha servido ni siquiera de excusa para renovar la candidatura en esta nueva cita electoral. Este histórico parlamentario, muy cercano a Mariano Rajoy, volverá a intentar entrar en el Congreso porque las encuestas vaticinan un resultado mejor que en los anteriores comicios.

Uno de los episodios más espinosos en su larga vida profesional fue el que protagonizó hace cinco años. El político catalán fue denunciado por "intentar mantener relaciones íntimas" con una militante del partido en Madrid a cambio de encontrarle trabajo, según consta en el acta de conciliación que se resolvió en el Juzgado de Primera Instancia número 96 de Madrid. Los hechos denunciados se remontan a febrero de 2011, meses antes de que Rajoy arrebatara La Moncloa a José Luis Rodríguez Zapatero.

Además de parlamentario, José Ignacio Llorens también quería ser promotor. Junto con Luis Bárcenas, el extesorero del PP que acusa a la cúpula de su partido de repartirse dinero negro en sobresueldos, invirtió 150.000 euros para construir 38 chalets de lujo con un estudio de arquitectura en el Valle de Arán, según reveló EL ESPAÑOL antes de que Mariano Rajoy le revalidara como número uno del PP por Lleida para las elecciones del 20 de diciembre.

La promotora Baqueira Cota 1600

Los fondos fueron ingresados por ambos en una cuenta a nombre de la sociedad Fuencarral Seis, S.L., que a su vez participaba con un 33% en la promotora Baqueira Cota 1600, S.L., encargada de la elaboración final del proyecto. Llorens, cuyo nombre figura en los denominados papeles de Bárcenas por partida doble -como gestor de una supuesta donación de 30.000 euros de una constructora y como receptor de 6.000 euros-, participó junto a su cuñado y su hermana, que también depositaron una cantidad similar. Todos ellos invirtieron sus fondos junto al extesorero en 2004. A partir de ese momento, la sociedad Baqueira Cota 1600, S.L. encargó un proyecto urbanístico en el que las viviendas de lujo se extendían sobre una superficie de 11.900 metros cuadrados.

Según el plan, su diseño iba a adaptarse al entorno y los chalets iban a ser vendidos por un millón de euros. Sin embargo, el proyecto inmobiliario se vio frustrado por problemas financieros y licencias urbanísticas. La promotora entró en concurso de acreedores, y Bárcenas y Llorens perdieron el dinero invertido que ahora reclaman judicialmente.

Recuperar el voto

Para el PP, Cataluña se ha convertido en una obsesión. El equipo de Mariano Rajoy quiere recuperar el mensaje de que España es una nación única e indisoluble y así recuperar gran parte del voto que el 20D fue a parar a Ciudadanos. En Cataluña, tierra nativa de Albert Rivera, los de la formación naranja son muy fuertes pero en Lleida solo se hizo con el respaldo de 17.770 votos. El objetivo para el PP es conseguir recuperar el votante que cree en la unidad del país y arrebatarle el escaño que consiguió el PSC.