Fuerzas Armadas

Científicos españoles buscan una medicina contra el cáncer en la Antártida

El buque Hespérides, de la Armada española, regresa tras dar soporte a 18 proyectos en seis meses.

El buque Hespérides atraca en Cartagena.

El buque Hespérides atraca en Cartagena.

Se trata de la misión en el exterior más solicitada por los miembros de las Fuerzas Armadas: seis meses bajo condiciones extremas, brindando soporte a diferentes proyectos de investigación: entre ellos, una investigación sobre algas que podrían aportar claves en el tratamiento del cáncer y enfermedades infecciosas. El buque de la Armada Hespérides ha regresado este jueves a España tras pasar 182 días en aguas de la Antártida.

En el Arsenal Militar había globos y carteles de bienvenida. El buque Hespérides ha sido recibido por la secretaria de Estado de Investigación, Desarrollo e Innovación, Carmen Vela, que destacó el valor de los proyectos que se han llevado a cabo con soporte de los efectivos españoles.

"Uno de los propósitos más importantes que cumplimos es la sensibilización de cuidar lo que nos rodea", explicaba el comandante Alberto Salas, del Ejército de Tierra, en una entrevista reciente publicada en EL ESPAÑOL. Bajo su mando están 13 efectivos españoles que sostienen la campaña Antártica, que ha brindado apoyo al Hespérides.

Encuentro de los miembros de la dotación del buque con sus familiares.

Encuentro de los miembros de la dotación del buque con sus familiares.

Entre los 18 proyectos efectuados por los científicos españoles figura el Pharma Deep: "Estudiará cómo los organismos marinos en un hábitat de aguas frías y profundas pueden ser fuentes únicas de productos naturales para el tratamiento de cáncer y enfermedades infecciosas", explica la Armada en uno de sus informes. El doctor Alan Jameson, de la Universidad de Aberdeen, del Reino Unido, ha liderado la investigación.

El Ministerio de Economía y Competitividad ha financiado con 8 millones de euros la consecución de 13 de las investigaciones efectuadas en estos seis últimos meses. Además del estudio de los fines medicinales de los organismos marinos contra el cáncer, se han llevado a cabo proyectos geológicos, biológicos, químicos y de actualización de material. Los otros estudios han sido financiados por el Instituto Hidrográfico de la Marina, la Fundación Botín y grupos de investigación portugueses y australianos.

Camino de Santiago desde la Antártida

El Almirante de Acción Marítima, vicealmirante Manuel de la Puente, y el delegado del Gobierno en Murcia, Antonio Sánchez-Solís, también dieron la bienvenida a la tripulación. Ambos han sido testigos de un hito que hasta ahora nunca se había alcanzado: la instauración del Camino de Santiago desde la Antártida. 

Poco antes de atracar en el puerto, la tripulación ha efectuado un saludo frente a la dársena del Apóstol Santiago, a la vez que ondeaba el banderín de la peregrinación. "El Apóstol desembarcó en ella en su primera visita a la Península Ibérica", detalla la Armada a través de un comunicado.

El buque Hespérides, en aguas de la Antártida.

El buque Hespérides, en aguas de la Antártida.

La Antártida, la misión más solicitada

El trabajo desempeñado por la Armada española con el buque Hespérides se complementa con el efectuado por el Ejército de Tierra en la Campaña Antártica. Trece efectivos españoles han estado destinados en este escenario durante seis meses, la misión más solicitada en las Fuerzas Armadas. El motivo, las "maravillas" que rodean a los efectivos durante el operativo.

"No es una campaña al uso en la que se busque la pacificación de una zona", explica el comandante Salas, al frente del operativo. "No hay ruidos -explica-, pero sí mucha hermosura. El paisaje es puro y limpio, y siempre podemos disfrutarlo en estas noches claras que tenemos".