Crisis refugiados

El Gobierno cede y tendrá que negociar una postura común sobre los refugiados

La presión política obliga al Ejecutivo en funciones a buscar un consenso antes de firmar el acuerdo alcanzado entre la UE y Turquía.

Saénz de Santamaría atiende a los medios este viernes tras el Consejo de Ministros

Saénz de Santamaría atiende a los medios este viernes tras el Consejo de Ministros Efe

  1. Crisis refugiados
  2. Crisis humanitaria
  3. PP Partido Popular
  4. PSOE
  5. Podemos
  6. Mariano Rajoy Brey
  7. Gobierno de España
  8. Cumbres Europeas
  9. Turquía
  10. Refugiados

La presión política de todos los partidos ante el acuerdo alcanzado entre la UE y Turquía sobre la crisis de refugiados obliga al gobierno en funciones a ceder. La vicepresidenta Soraya Saénz de Santamaría ha indicado que buscarán el consenso con el resto de partidos políticos para pactar una postura común.

"Desde luego buscaremos ese consenso y actuaremos con ese consenso, otra cosa no podemos hacer", ha señalado Santamaría en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, subrayando que es consciente que están en funciones.  La número dos de Rajoy también ha pedido que la crisis de refugiados salga del debate político y ha instado a hacer "cero debate demagógico y mucho debate de responsabilidad y constructivo" en esta materia. 

Fuentes del Ejecutivo han explicado que en el caso de que España no consiga alcanzar un acuerdo, se expondría esta situación ante la UE subrayando que su gobierno está en funciones.

Con todo, el Ejecutivo, en cumplimiento de la normativa reglamentaria, enviará al secretario de Estado para las relaciones con la UE al Congreso antes del Consejo Europeo de la próxima semana "para expresar su posición y habida cuenta de que esto es un Gobierno en funciones, para generar consenso".

El Gobierno confía en que en estos días, el Partido Socialista europeo defina su posición y se pueda llegar a un acuerdo con el PSOE.

La vicepresidenta ha recordado que en octubre del año pasado el Congreso aprobó por unanimidad una proposición no de ley registrada por el Grupo Socialista que instaba a dejar fuera del debate partidista la política de asilo y refugio y a buscar el consenso entre Gobierno y partidos de cara al posicionamiento de España en la crisis internacional.

"Nos mantenemos en esa posición y seguiremos haciéndolo. Yo espero que el PSOE, que fue a instancia suya que llegamos a este acuerdo, también lo mantenga y en un asunto en que estamos hablando de politicas claves de la UE que tiene tantas implicaciones (...) lo hagamos desde la responsabilidad", ha señalado.