ELECCIONES GENERALES

Rivera acusa a Iglesias de "demagogia" y "mala fe" en un durísimo debate

El líder de Podemos le echó en cara a Rivera que defienda las dictaduras por haber dicho que "hay cierto orden" en ellas. Rivera acusó a su rival de fomentar el inmovilismo: "A ti te interesa que siga Rajoy, es un chollo para Podemos".

Rivera acusa a Iglesias de "demagogia" y "mala fe" en un durísimo debate

Rivera acusa a Iglesias de "demagogia" y "mala fe" en un durísimo debate

  1. Albert Rivera
  2. Pablo Iglesias
  3. Debates electorales

Albert Rivera acusó a Pablo Iglesias de "mala fe" y "demagogia" en el durísimo debate que mantuvieron durante el programa Salvados de Jordi Évole. El momento más tenso surgió, concretamente, cuando Iglesias reprochó a Rivera que visitara a los refugiados y al mismo tiempo defendiera bombardear Siria. "Pablo, tu demagogia es insultante", le dijo Rivera. "Me indigna que estés jugando con el dolor de la gente. Y lo haces de mala fe".

Hubo un tono más agrio, mucha agresividad y reproches más directos en comparación con el debate celebrado en octubre de 2015. En aquel encuentro dominó la buena sintonía entre los líderes emergentes. Ahora el tono ha sido especialmente bronco. Hablaron de economía, política exterior, programas electorales y regeneración democrática, entre otros asuntos; se cruzaron acusaciones y se enzarzaron sobre todo en el capítulo de los futuros acuerdos para posibilitar un gobierno en España. El líder de Ciudadanos fue tajante al acusar a su rival de ser "los máximos aliados del inmovilismo" -refiriéndose al PP- porque "a ti te viene bien que siga Rajoy, veis un chollo en eso, os viene bien para que vosotros crezcáis".

Rivera también acusó al secretario general de Podemos de haber frustrado un pacto para formar gobierno y le sacó a colación su comentario sobre "la cal viva" que, a su juicio es "un insulto para todos los votantes socialistas".

"No estaremos en un gobierno con Rajoy"

En este punto, Évole, el árbitro del debate, preguntó a ambos con quién estarían dispuestos a pactar tras el 20-D. Rivera dice que se sentaría "con quien pueda pactar un Gobierno" sin descartar a nadie, aunque aclaró que con Podemos sólo podría llegar a pactos puntuales, pero que no comparten "ni modelo económico ni social". Rivera sachó pecho de haber pactado con el PSOE. 

"Yo estoy orgulloso de llegar a acuerdos con otros partidos", señaló sobre su pacto con el PSOE para la investidura del candidato socialista, Pedro Sánchez, que no salió adelante, antes de recalcar que si C's es decisivo para formar gobierno, se sentarán a hablar con todos.

Ahora bien, precisó que será necesario que haya una renovación de equipos y políticas, al ser preguntado por Jordi Évole si está dispuesto a dejar gobernar al presidente del Gobierno en funciones y candidato del PP, Mariano Rajoy. También acusí a Iglesias "intransigencia" y le recordó que en una negociación normalmente hay que ceder "un poquito".

Iglesias pactaría con el PSOE

A la misma pregunta, Pablo Iglesias contestó que "tiene que haber un gobierno de coalición progresista con el PSOE". Aprovechó la pregunta para reprochar a Rivera "haber ejercido de agencia matrimonial entre el PP y el PSOE" desde el pasado 20 de diciembre.

Iglesias le acusó de ser "un ventrílocuo" del PP y de repetir las mismas consignas que el partido de Mariano Rajoy. Además, hizo hincapié en que Rivera se empeñe en "defender la gran coalición desde una posición extraña" entre el PP y el PSOE cuando Ciudadanos "no es necesario"

Venezuela

Otro de los asuntos abordados en este segundo envite fue la crisis que atraviesa Venezuela. "Ayúdanos a sacar a los presos políticos de ese país porque podríamos ser tú y yo", le pidió Rivera a Iglesias, a quien solicitó que, "ya que tiene mano allí y conoce mejor la situación", pueda interceder por los opositores encarcelados como Leopoldo López.

"Presos políticos hay en todas partes", respondió Iglesias. "Entiendo que algunos tengan problemas para hablar de lo que ocurre aquí y tengan que irse 3.000 kilómetros", lamentó, persuadido de que "todo el mundo se empieza a dar cuenta de que algunos quieren hablar de Venezuela para no hablar de lo que ocurre en España". Y es que, en su opinión, la pobreza es un asunto grave en algunos países de América Latina "y en Marruecos también".

Asimismo, Iglesias le echó en cara a Rivera que defienda las dictaduras por haber dicho que "hay cierto orden" en ellas. Le insinuó que tenía que pedir disculpas por el "error" de decir que la "tiranía de Venezuela es peor que una dictadura".