Déficit público

Guindos da nuevas garantías a la UE sobre el déficit: "No habrá regates"

Insiste en que el mayor crecimiento de la economía española, que según el Gobierno podría llegar al 3,3% este año, facilitará cumplir con Bruselas.

Guindos conversa con el vicepresidente económico de la Comisión, Valdis Dombrovskis, durante el Eurogrupo

Guindos conversa con el vicepresidente económico de la Comisión, Valdis Dombrovskis, durante el Eurogrupo

  1. Unión Europea
  2. Déficit público
  3. Luis de Guindos
  4. Pierre Moscovici
  5. Eurogrupo
  6. Comisión Europea

El ministro de Economía, Luis de Guindos, ha tratado este martes de despejar las dudas de la UE sobre la estrategia presupuestaria del nuevo Gobierno de Mariano Rajoy. El Ejecutivo confiaba en burlar los 5.000 millones de ajustes en 2017 que exige Bruselas gracias a la mejora de la economía, pero el comisario de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, le ha avisado de que tendrá que hacer recortes sea cual sea el crecimiento. Ante la desconfianza de Bruselas, Guindos se ha comprometido por escrito a cumplir tanto el objetivo del 3,1% de déficit el año que viene como el ajuste de 5.000 millones (el 0,5% del PIB).

En una carta (en pdf) remitida a Moscovici y al vicepresidente económico, Valdis Dombrovskis, Guindos asegura que el nuevo Gobierno enviará un Plan Presupuestario completo a Bruselas "las próximas semanas". El Eurogrupo le ha exigido que lo haga en un plazo máximo de un mes. Además, el ministro promete a la Comisión que el borrador de cuentas públicas "incluirá un objetivo nominal del 3,1% y un esfuerzo estructural del 0,5% del PIB".

"Aquí no hay regates de ningún tipo. Nosotros tenemos un compromiso claro", ha resaltado Guindos en rueda de prensa al final del Ecofin de este martes. Dado que la ratio de deuda está alrededor del 100% del PIB, "una sorpresa negativa desde el punto de vista de la evolución de tipos de interés a España le haría daño". "España es vulnerable y por eso, y no por que lo diga la Comisión, España tiene que seguir reduciendo el déficit", ha insistido.

En su misiva a la Comisión, Guindos destaca que las medidas adoptadas durante los últimos meses por el Gobierno en funciones -en particular la reforma del impuesto de sociedades, el cierre anticipado del presupuesto y los acuerdos de no disponibilidad- "garantizarán que España cumpla el objetivo del 4,6% este año". Todas estas medidas tendrán un impacto superior a los 10.000 millones de euros, según los cálculos del Ejecutivo.

Cumplir es responsabilidad de todos los grupos

Pese a ofrecer nuevas garantías a Bruselas, Guindos ha seguido insistiendo en que la mejor evolución de la economía española facilita que España cumpla el déficit con menos esfuerzos. De hecho, el ministerio de Economía cree que el crecimiento este año podría llegar al 3,3%, por encima del 3,2% registrado en 2015. Y que el déficit quedará por debajo del 4,6% exigido. Para Guindos, lo importante es que España logre el 3,1% en 2017.

Si se alcanza este objetivo, la Comisión apenas prestará atención al esfuerzo estructural del 0,5%, que depende de "cálculos esotéricos" cuya metodología el Gobierno discute. "El compromiso es 3,1% y 0,5%. Pero lo primero que mira la Comisión siempre es el objetivo de déficit nominal", ha alegado el ministro de Economía.

El Ejecutivo de Rajoy ya ha iniciado los contactos preliminares con el PSOE y Ciudadanos para negociar los Presupuestos. Como muestra de buena voluntad, Guindos ha ofrecido al PSOE que presente a su candidato para sustituir al subgobernador del Banco de España, Fernando Restoy, que abandona su puesto a final de año.

Pero el ministro de Economía ha lanzado además un aviso al resto de grupos políticos. "Nosotros vamos a dialogar todo lo que sea necesario, vamos a tener todo tipo de contactos, vamos a entender que otros partidos tengan otras prioridades presupuestarias. Pero el cumplimiento de los objetivos de déficit ya no es únicamente la responsabilidad del Gobierno. Es la responsabilidad de todos los grupos de la Cámara", ha asegurado.

Guindos no ha querido aclarar si propondrá subir el IVA como le ha recomendado la UE para cumplir el déficit en 2017 y 2018. "Existen múltiples alternativas, tanto desde el punto de vista de ingresos como de gastos. Ni yo sé cuál será la fórmula final porque la tenemos que discutir con nuestros potenciales aliados", ha señalado.