Luis de Guindos

Guindos promete al Eurogrupo unos Presupuestos que cumplan el 3,1% de déficit

Ofensiva diplomática ante la UE del nuevo Gobierno de Mariano Rajoy con la visita de tres ministros a Bruselas.

Guindos saluda al ministro alemán Wolfgang Schäuble durante la reunión del Eurogrupo

Guindos saluda al ministro alemán Wolfgang Schäuble durante la reunión del Eurogrupo

  1. Luis de Guindos
  2. Eurogrupo
  3. Déficit público
  4. Presupuestos

El nuevo Gobierno de Mariano Rajoy ha lanzado este lunes, tan sólo tres días después de tomar posesión, una ofensiva en Bruselas. Hasta tres ministros (el de Economía, Luis de Guindos; el de Exteriores, Alfonso Dastis; y el de Educación, Íñigo Méndez de Vigo) han viajado a la capital belga a reunirse con responsables comunitarios, en una demostración de que recuperar la influencia perdida de España en la Unión Europea es una de las prioridades del nuevo Ejecutivo.

Guindos ha prometido al resto de ministros del Eurogrupo que enviará en las "próximas semanas" unos Presupuestos completos para el año 2017 que cumplan el objetivo de reducir el déficit público hasta el 3,1% del producto interior bruto. Al no tener plenos poderes para hacer más recortes, el Gobierno en funciones envió en octubre un plan presupuestario sin cambios de política que contemplaba un desfase del 3,6%. Eso supone que España todavía debe hacer un ajuste adicional del 0,5% del PIB, es decir, más de 5.000 millones de euros.

"Voy a reiterar nuestro compromiso de cumplir con el (objetivo de déficit) del 4,6% este año, que es una cifra que se puede alcanzar holgadamente con las medidas que se han adoptado, y después el 3,1% el año que viene", ha dicho el ministro de Economía a su llegada a la reunión.

El pasado 25 de octubre, Bruselas envió una carta a España en la que exigía garantías inmediatas de que respetará las metas presupuestarias el año que viene. La crisis política y la falta de Gobierno ha permitido a España librarse de la multa de la UE por incumplir el déficit y de la congelación de los fondos europeos, pero los socios comunitarios empiezan a perder la paciencia y exigen a Rajoy que apruebe de manera urgente los recortes necesarios.

Guindos no ha querido aclarar cuándo enviará a Bruselas su proyecto de presupuestos ni qué medidas de ajuste pretende aprobar. "Hemos empezado a hablarlo y continuaremos hablándolo con los partidos de la Cámara que pueden apoyar el presupuesto español", se ha limitado a señalar.

¿Menos ajustes?

No obstante, el ministro de Economía ha dado a entender que los recortes estructurales podrían ser inferiores a los 5.000 millones de euros gracias a que la economía española crece más de lo esperado. El Gobierno en funciones había previsto un avance del 2,9% para este año y del 2,3% en 2017, pero los últimos indicadores muestran que España se recupera a un ritmo "más intenso" y que el crecimiento se situará "claramente por encima".

"Si hay más crecimiento económico, eso hace más fácil el cumplimiento del 3,1%", ha resaltado Guindos. La confirmación (o el desmentido) a sus pronósticos llegará pronto. Bruselas tiene previsto publicar sus propias previsiones económicas sobre crecimiento y déficit en España y el resto de países de la UE el próximo miércoles 9 de noviembre.

Antes, el ministro de Economía tiene previsto comparecer este martes ante la Eurocámara para dar explicaciones sobre el desvío del déficit en 2015 y discutir la posible congelación de 1.300 millones de euros de fondos europeos. Guindos espera que Bruselas dictamine la semana que viene que España ha tomado "medidas eficaces" para corregir el déficit (en particular, la reforma del impuesto de sociedades) y que al final no se suspenderán las ayudas comunitarias.