Bolsa

Un viejo 'tiburón' bajista reaparece en OHL en plena crisis bursátil

Marshall Wace, uno de los fondos habituales de la Bolsa española en posiciones cortas, multiplica su posición en la constructora.

Juan Miguel Villar Mir de Fuentes junto a su padre, Juan Miguel Villar Mir.

Juan Miguel Villar Mir de Fuentes junto a su padre, Juan Miguel Villar Mir. Reuters

  1. OHL
  2. Bolsa
  3. Constructoras
  4. Fondos de inversión

No hay paz para OHL. El grupo constructor lleva un mes de agosto nefasto, con una caída superior al 40% y más de la mitad de su valor desde el inicio del año. Ahora tiene otro frente más. Uno de los bajistas más destacados de la Bolsa española vuelve a la carga. Tras meses con una posición discreta, el 'hedge fund' Marshall Wace redobla su apuesta en la constructora.

El fondo ha comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) el incremento de su posición en corto del 0,08% hasta el 0,7% de las acciones (valoradas en unos 4,5 millones de euros a valor actual de mercado). En octubre de 2015 llegó a atesorar el 1,8%.

Se convierte así en el tercer fondo que 'apuesta' a la baja en la empresa, junto al gigante BlackRock (0,57%) y Oxford Asset Management (1,1%). El primero ha decidido reducir ligeramente su posición.

El de OHL ha sido un mes negro en bolsa. La jornada de ayer fue particularmente dura para el grupo Villar Mir. Sus acciones se desplomaron en Bolsa un 24% hasta los 2,11 euros. En el acumulado de todo el año las acciones se han devaluado más de un 50%.

Cotización de OHL.

Cotización de OHL.

La jornada de hoy ha supuesto un respiro para la compañía. Empezó la jornada subiendo hasta un 5% en bolsa. Aunque ha cerrado plana, con una ligera subida del 0,05%. Por tanto, se mantiene en el mínimo desde el 12 de marzo de 2003, uno de los suelos históricos de la Bolsa española.

¿Quién es Marshal Wace?

El nuevo fondo bajista fue fundado en 1997. Cuenta con unos activos de 22.000 millones de dólares y tiene entre sus principales partícipes al fondo de capital riesgo KKR.

Este fondo ha tenido o mantiene presencia en Acciona, Acerinox, Gamesa, Indra, Banco Popular, Sacyr y Técnicas Reunidas, siempre esperando obtener beneficios con la caída en las cotizaciones de estas empresas (la CNMV obliga a revelar posición corta a partir del 0,3%).

Un plan de negocio a retocar

Más allá del incremento de bajistas, analistas de firmas como Self Bank, XTB y Renta 4 coinciden en señalar la deuda como el principal desafío del grupo que preside Juan Villar-Mir.  Esta situación "se agrava si no se genera suficiente caja para atender el servicio y los vencimientos de ese pasivo". Por ello, consideran que el grupo debe obtener recursos mediante la consecución de proyectos más rentables, que mejoren los márgenes, y con la venta de activos o la reducción de costes.

Los analistas de estas tres firmas también esperan que la revisión que OHL realizará a su plan estratégico a 2020, presentado el pasado año, se centre en reducir el tamaño del grupo y obtener rentabilidad, y en fijar objetivos "menos ambiciosos" que el de alcanzar un Ebitda de 2.000 millones de euros. Desde la presentación de ese plan, la compañía se ha dejado un 80% en bolsa.

¿Cómo funcionan las posiciones cortas?

Más allá del uso de derivados financieros -activos que tienen como subyacente una acción o bono-, a operativa básica de este tipo de inversores consiste en tomar prestadas acciones de un inversor estable de una empresa, a cambio de un alquiler o comisión, y venderlas luego en mercado con la expectativa de que baje la cotización.

Más tarde, cuando este inversor quiere deshacer la operación, lo que hace es recomprar los títulos en mercado. Si la cotización está por debajo de su precio de venta se llevará la diferencia, mientras que si está por encima, incurrirá en pérdidas.