banca

Manuel Azuaga sustituye a Braulio Medel en la presidencia de Unicaja tras 25 años

El directivo se mantendrá como presidente de la Fundación, que controla las acciones de Unicaja Banco.

Manuel Azuaga sustituye a Braulio Medel en la presidencia de Unicaja tras 25 años

Manuel Azuaga sustituye a Braulio Medel en la presidencia de Unicaja tras 25 años

  1. Banca
  2. Braulio Medel Cámara
  3. Directivos

Braulio Medel se va. Uno de los directivos históricos de las cajas de ahorro españolas deja la presidencia de Unicaja Banco. Su sustituto será Manuel Azuaga, hasta ahora consejero delegado de la entidad malagueña. El cambio llega después de que el hasta ahora máximo dirigente se mantuviera en el cargo durante 25 años.

La Ley de Cajas de Ahorros y Fundaciones Bancarias establece la fecha del 30 de junio de 2016 para que quienes simultanean dos cargos elijan uno y renuncien al otro. Ayer fue Isidro Fainé quien dejó la presidencia de Caixabank. Ahora, Medel lo hace pues simultaneaba las presidencias de la Fundación Bancaria y de la propia entidad.

Este miércoles ,Medel ha presentado ante el consejo de administración de la entidad su renuncia y continuará como presidente de la Fundación Bancaria Unicaja.

Lo sustituye Manuel Azuaga. Era el 'número dos' de la entidad. Inició su trayectoria en 1986 como director de auditoría y control interno de la Caja de Ahorros de Antequera (una de las entidades que se fusionaron para crear Unicaja). En 2004 fue nombrado presidente director general de Aena, cargo que ocupó hasta 2008. Fue ahí cuando regresó a Unicaja como director de la división de Participadas. En junio de 2010 fue nombrado director general de la entidad.

Más de medio siglo de trayectoria

Braulio Medel culmina una etapa de más de 25 años al frente de la entidad. En 1991 inició su andadura de la Caja de Ahorros de Ronda junto a las de Cádiz, Almería, Málaga y Antequera. En 2010 negoció la fusión con Caja de Jaén. 

En 2014, Unicaja se completó la adquisición de Banco Ceiss (Banco de Caja España de Inversiones, Salamanca y Soria). Entre sus operaciones fallidas se encuentra las fusiones con CajaSur, tras el rechazo acordado por el consejo de administración de la entidad cordobesa y el consiguiente rescate del FROB, y con Caja Castilla-La Mancha, que también fue intervenida tras su quiebra.