CNMV

La CNMV obligó al Popular a reconocer su riesgo de pérdidas en el folleto de la ampliación

El supervisor de los mercados va a revisar que el proceso de venta de acciones se haya realizado correctamente.

El 'tridente' de supervisores: Elvira Rodríguez, Marín Quemada y Fernando Restoy

El 'tridente' de supervisores: Elvira Rodríguez, Marín Quemada y Fernando Restoy Efe

  1. CNMV
  2. Elvira Rodríguez
  3. Banco Popular
  4. Ángel Ron
  5. Ampliaciones de capital
  6. Bolsa
  7. Caso Bankia

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) obligó al Banco Popular a cambiar el folleto de su ampliación de capital para que incluyese de forma tácita el riesgo de sufrir este año unas pérdidas millonarias, que podrían alcanzar los 2.000 millones de euros. En su revisión del folleto, el organismo consideró que el banco no incluía de forma clara este riesgo de pérdidas, por lo que tenía que estar incorporado para advertir a los inversores y ofrecer una información transparente. Posteriormente, la entidad “asumió como propias estas advertencias que son bastante importantes” ha explicado la presidenta de la CNMV, Elvira Rodríguez.

La CNMV también revisó la publicidad que tenía previsto publicar el banco y obligó a realizar algunos cambios. Este tipo de operaciones son habituales en el supervisor y en muchas ocasiones cambia algunos puntos de los folletos o de la publicidad y obliga a incorporar otros. Esta es una de las funciones más importantes, ya que el supervisor tiene que velar por que la información que ofrece la compañía sea veraz y transparente.

En el folleto hay una serie de advertencias de la CNMV, asumidas por la propia entidad y puestas en su nombre, que son bastante importantes

Rodríguez ha indicado que el organismo se ha propuesto “entrar de forma muy temprana en las operaciones que tienen relación con los inversores minoristas”. La supervisión de la CNMV en esta ampliación de capital no se ha reducido a la información publicada por el banco, sino que también va a realizar una “supervisión posterior de su actuación”. En palabras de Rodríguez: “Vamos a analizar por muestreo cómo se ha producido la comercialización de las acciones”.

La CNMV ya advirtió al Popular que iban a realizar estas operaciones de supervisión, ya que es “suficientemente grande como para tener una razonable seguridad de la misma”. “No podemos poner un interventor previo en cada sucursal para ver cómo se comercializa, pero en estas operaciones grandes, hacemos una revisión y se lo hemos avisado”, ha señalado la presidenta. En su opinión, el mero hecho de advertir con antelación que iba a realizar esta supervisión, pudo resultar “preventivo”.

El 'caso Bankia’

Elvira Rodríguez ha acudido como ponente a los cursos de verano de la UIMP organizados por la APIE y patrocinados por el BBVA. En este marco, la presidenta de la CNMV se ha mostrado contrariada con la sentencia del Tribunal Supremo sobre la salida a bolsa de Bankia en la que exponía un defecto en el folleto de la operación. “Además de no compartir el criterio contable del Supremo, a mí la sentencia me sorprendió”, ha indicado Rodríguez, aunque ha remarcado su máximo respeto por las decisiones judiciales.

En su opinión, las advertencias que aparecían en el folleto ya alertaban del riesgo de la operación. Además, explica que la inversión en bolsa siempre tiene riesgo: “Al que le ha pasado es difícil consolarle, pero tenemos que saber que la seguridad absoluta no existe y que hay que saber llamar la atención sobre esto”.

Además de no compartir el criterio contable del Tribunal Supremo, a mí la sentencia (del 'caso Bankia') me sorprendió

De hecho, un folleto demasiado largo puede resultar contraproducente a la hora de mostrar la verdadera situación de una compañía. El ahorrador puede perderse entre datos secundarios y ser incapaz de localizar las cifras prioritarias que pueden determinar su inversión. “Es como un prospecto de una medicina”, ha comparado, en el que, si hay demasiados datos, al final es posible que queden ocultas las verdaderas advertencias.