Banco de España

El Banco de España aclara la confusión: “No hacemos pronósticos sobre bolsa”

El supervisor explica que el indicador de bolsa que aparece en sus proyecciones económicas no refleja una evolución, sino que es una "comparativa de promedios" sobre cotizaciones.

Luis María Linde,  gobernador del Banco de España.

Luis María Linde, gobernador del Banco de España. Efe

  1. Banco de España
  2. Cotizaciones bolsa
  3. Crisis económica
  4. Luis Linde

“El Banco de España (BdE) jamás realiza previsiones sobre bolsa. No las ha realizado y no lo hará”, explican fuentes del supervisor bancario. La entidad que preside Luis María Linde achaca a “errores en la expresión” de su último informe y que se le haya achacado una previsión bursátil, que pronosticaría una caída del 20% para la Bolsa española en 2016 respecto a 2015. Sin embargo, en realidad, no es así.

En concreto, como adelantó El Confidencial, el informe del BdE con las últimas proyecciones macroeconómicas, es contundente y contiene el siguiente literal: “Las cotizaciones bursátiles caerían en torno a un 20% a lo largo del conjunto del año en curso, retroceso algo inferior al que recogían los supuestos de las proyecciones precedentes”, según el documento.

La referencia al Índice General de la Bolsa de Madrid (IGBM) ha terminado por rematar la confusión. Según el Banco de España, detrás de ese renglón (en rojo) se esconde un índice que nada tiene que ver: promedios de cotizaciones diarias hasta mayo de 2016 con el añadido de los futuros sobre el Eurostoxx 50 para completar el indicador, que nada tiene que ver con un índice de evolución bursátil.

Proyecciones sintéticas del Banco de España.

Proyecciones sintéticas del Banco de España.

La matización y explicación del BdE no es sencilla: “No es ni mucho menos un pronóstico sobre la variación anual de enero a diciembre, sino el cálculo de un promedio de cotizaciones de año contra año. Es un supuesto sobre datos, no una estimación. Pongamos el caso que el promedio de cotización del índice fue de 125 puntos en 2015, y ahora en 2016 en enero es 100 y en diciembre también es 100. Por tanto, la bolsa no habría bajado en evolución, pero el índice usado reflejaría que el promedio es un 25% inferior”. 

Se trata, por tanto, de un índice sintético obtenido a partir de datos pasados y derivados financieros (el futuro sobre el Eurostoxx 50) para poder obtener un "supuesto, no una previsión" con la que elaborar el cuadro macro del Banco de España. "Es una variable más y tiene el objetivo de medir el efecto riqueza, en ningún caso la evolución de la bolsa", concluyen.