Luis de Guindos

Guindos, sobre el TTIP: “El enemigo de esta alianza es el populismo”

El ministro de Economía y Competitividad apuntó a los partidos populistas como la amenaza que "oscurece" el crecimiento económico.

Guindos, junto al exembajador estadounidense Solomont.

Guindos, junto al exembajador estadounidense Solomont. Efe

  1. Luis de Guindos
  2. Bloqueo económico
  3. TTIP
  4. Comercio

De Guindos defendió este jueves las bondades y ventajas económicas del Tratado Transatlántico de Libre Comercio e Inversión (TTIP) entre EEUU y Europa, en especial, “para la economía española y las pymes, que son las que crean empleo”, señaló durante el VI Foro Económica España-EEUU en Madrid. En presencia del ex embajador de EEUU para España y Andorra, Alan D. Solomont, Guindos expuso las ventajas de un acuerdo comercial de este tipo y resaltó sus ventajas frente a las críticas que está recibiendo desde distintos sectores.

“El principal enemigo de este tipo de alianzas es el populismo. Para España es fundamental el acuerdo. Sería uno de los más beneficiados. Las liberalizaciones favorecen al consumidor, trabajadores y pymes. La única manera de luchar contra ello es explicar sus ventajas”, señaló el ministro, que puso un ejemplo: "Ayer estuve en Logroño. Un empresario del sector del calzado se me acercó al final de una conferencia y me contó las tremendas dificultades que tiene para abrir en EEUU”, contó Guindos, que situó al TTIP como una puerta de entrada para las empresas españolas en EEUU. Según sus datos, la alianza comercial supondrá un impacto positivo del 0,7% sobre el PIB español y permitirá la creación de 330.000 puestos de trabajo. “Siempre que se han firmado tratados de este tipo, España lo ha aprovechado. Espero que el sentido común de imponga y que se firme un buen acuerdo (TTIP)”, señaló.

“Mediocre crecimiento global; velocidad de crucero en España“

En este sentido, Guindos dijo que la economía española ha entrado en 2016 creciendo con una “velocidad de crucero” del 3% frente al “mediocre crecimiento global”. El ministro de Economía valoró positivamente los últimos datos de empleo, que han situado la cifra de parados por debajo de los 4 millones por primera vez desde agosto de 2010. Son datos positivos y están por encima de la media habitual. Este es el camino a seguir”, añadió.

No obstante, el titular de Economía y Competitividad apuntó que se abren varios frentes de incertidumbre. “La cuestión fundamental y que oscurece la economía mundial es el surgimiento del populismo. Sin duda, el principal antídoto es crear empleo crecer económicamente”. Sobre esta cuestión, puso como ejemplo Grecia, donde se ha producido los mayores recortes bajo el Gobierno populista de Syriza. “Una cosa es el discurso y otra la realidad”, señaló el responsable de la política económica.

Guindos recordó el papel de EEUU como uno de los principales socios comerciales de España: es el sexto destino de las exportaciones españolas y allí operan más de 900 empresas españolas. También subrayó el apoyo estadounidense en esta legislatura. “Coincidimos en tiempos complicados con Solomont. La primera llamada que tuve al llegar al gobierno fue la de Tim Geithner (Tesoro) para apoyarnos. EEUU siempre estuvo ahí y tuvimos el aliento de EEUU”, añadió en presencia del ex embajador estadounidense.

Solomont, que ocupaba la embajada entonces, también insistió en las fuertes relaciones existentes entre ambos países en materia de seguridad, comercial y los amplios puentes culturales entre ambos países. “Cuando llegué a Madrid observé que había más americanos hablando español que en España”, explicó el ex embajador, que además de Guindos estuvo acompañado por José Luis Bonet, presidente de Freixenet y de la Cámara de España, además de Rafael Fontana, presidente del despacho Cuatrecasas y anfitrión del foro.

“El acuerdo de libre comercio entre la Unión Europea y Estados Unidos”, ha afirmado José Luis Bonet, “ofrecerá grandes oportunidades de negocio a las empresas españolas, especialmente a las pymes, y redundará en un impulso a nuestro crecimiento económico, a la creación de empleo y al bienestar de nuestros ciudadanos, que no podemos desaprovechar”.