Juegos Olímpicos 2016

La arrolladora Lidia Valentín, probable plata en Pekín 2008 por dopaje de las medallistas

La levantadora española, que logró el bronce en los Juegos de Río y está pendiente de certificar el oro en Londres 2012 por la descalificación de tres rivales, podría sumar su tercera medalla olímpica en un mes.

Lidia Valentín celebra su victoria.

Lidia Valentín celebra su victoria.

  1. Juegos Olímpicos 2016
  2. Lidia Valentín
  3. Halterofilia

Lidia Valentín podría cerrar el mes más glorioso de su vida. Sin duda, el momento más especial hasta el momento ha sido el bronce logrado en los Juegos de Río hace unos días, que supuso su primer metal olímpico. Oficialmente, al menos.

Porque la española está pendiente de que se ratifique la descalificación del podio al completo de Londres 2012 que se conoció hace unas semanas, lo que le daría el oro a la levantadora en la categoría de -75 kg en aquella cita, en la que quedó cuarta

Pero no es la única buena noticia para la haltera ponferradina. Según ha informado este miércoles la Federación Internacional de Halterofilia, tres de las cuatro levantadoras que finalizaron por delante de ella en Pekín 2008 han dado positivo en sustancias dopantes tras el segundo análisis de las muestras tomadas en la capital china.

El nuevo escándalo, que salpica a tres campeones olímpicos (Cao Lei, Liu Chunhong y Chen Xiexia, todos chinos) y a 11 medallistas, supone que Lidia Valentín pasaría del quinto puesto en que finalizó al segundo. A la espera de que se confirme la descalificación de las otras levantadoras, la española sería virtualmente plata en Pekín 2008.

"Alegría y decepción"

Al conocer la noticia, Lidia Valentín reconoció sentir tanto "alegría" por la decisión como "decepción" por la tardanza en las sanciones a sus rivales por dopaje.

"Siento alegría. Al final es justicia y de tres Juegos que he ido traigo tres medallas, pero al mismo tiempo estoy decepcionada porque después de ocho años me tengo que enterar ahora que he sido plata en Pekín. Doy gracias de que en Río, al menos, me he podido subir al podio", resumió la española.

Además, la levantadora criticó a la Federación Internacional de Halterofilia: "Siento vergüenza del organismo que lleva todo esto, siento vergüenza también por los atletas que van así a competir".