Juegos Olímpicos 2016

Carlos Coloma cierra los Juegos para España con un bronce en Mountain Bike

El ciclista riojano, en una carrera de más a menos, logra resistir al francés Marott y sube al podio. El suizo Schurter se cuelga el oro olímpico. Plata para el checo Kulhavy.

Carlos Coloma entrando en meta.

Carlos Coloma entrando en meta.

  1. Juegos Olímpicos 2016
  2. Mountain bike
  3. Carlos Coloma

La sorpresa de la jornada se llama Carlos Coloma. El ciclista español ha conquistado, tras una carrera muy exigente, la medalla de bronce en Mountain Bike. El riojano estuvo cerca de la medalla de oro durante el primer cuarto de carrera, cuando se formaba el trío de cabeza, que terminaría siendo un baile para dos: el campeón olímpico en 2012, el checo Jaroslav Kulhavy, y el suizo, y subcampeón olímpico, Nino Schurter. Al final de la misma, el implacable ciclista suizo Nino Schurter, logró el oro. Por detrás, el checo, plata.

El ciclista español, después de una salida mala, remontó hasta la primera posición, superando a Julian Absalon y a la atracción del día, Peter Sagan, que pinchó delante y desapareció de la carrera. Coloma trató de dejar el peso de la escapada a Schurter, que se lo impidió y le exigió responsabilidades para mantenerse en cabeza de carrera. Coloma entró a los relevos y padeció el cambio de ritmo del actual campeón del mundo, que se llevó al campeón olímpico consigo, dejando al español en tercer lugar, que no pudo soportar el ritmo de los dos corredores, muy favorecidos por un circuito muy técnico y ratonero.

El ciclista riojano recortaba en la única subida larga del circuito de Río, pero en las piedras Schurter y Kulhavy eran intratables. A falta de tres vueltas, el francés Marotte contactó con Coloma y a partir de ese momento se vivieron dos carreras: la del oro y la del bronce. Coloma se entregó a fondo durante la parte final de la carrera y se echó el peso de la carrera a las espaldas, mientras Marotte viajaba a su rueda.

Una selección armada

Coloma sumaba su tercera participación en unos Juegos Olímpicos -fue sexto en Londres- y hacía buena la decisión del seleccionador español de convocarle a Río -junto a José Antonio Hermida [16 en meta, a 4:53 del vencedor] y David Valero [increíble noveno puesto a 3:32]- a pesar de no haber disputado el Campeonato del Mundo.

En la penúltima vuelta, Nino se deshace de Jaroslav y camina en solitario hacia la meta y el oro olímpico. En todo momento demostró su superioridad técnica, física y estratégica a lo largo de la hora y media de competición. Sólo el checo pudo hacer sombra al líder del circuito mundial de mountain bike.

Por detrás, Coloma mostraba un pedaleo plomizo y agotado que parecía garantizar el bronce del francés. El ciclista español fue de más a menos, pero las últimas cuatro vueltas se le hicieron demasiado largas. Las escenas de caídas y golpes en las piedras continuaban mientras Nino Schurter volaba sobre ellas.

Todo a una

En la última vuelta del circuito, el ciclista suizo terminó de rematar a todos sus rivales. Jaroslav Kulhavy, pasaba a 33 segundos, agotado. La pareja Marotte y Coloma pasaban a 1:19, decididos a jugársela a una. Tenían margen de sobra, con el quinto y sexto (un minuto acumulado).

Coloma pasó al ataque antes de la subida, tratando de abrir hueco con Marott, pero no logró ningún margen. A pesar de ello insistió en un ritmo muy alto y terminó descolgando al francés en el descenso camino de la meta. Al final, diez segundos sobre el corredor francés y Coloma remataba el medallero de la selección española con su bronce y con una celebración un tanto peculiar en línea de meta: de la cruz a sus partes "nobles".