Camino olímpico

Tokio 2020 presenta su nuevo logo para los Juegos tras la polémica sobre el plagio

El diseño elegido consta de un círculo compuesto por un patrón de rectángulos de color añil inspirado en la época Edo. 

Logotipo de Tokio.

Logotipo de Tokio.

  1. Tokio

La organización de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 presentó este lunes el nuevo logotipo elegido para la cita deportiva, tras acabar con el emblema inicialmente seleccionado por su supuesto plagio. 

El doble logotipo -uno para los Juegos Olímpicos y otro para los Paralímpicos- es obra del diseñador nipón Asao Tokoro, y ha resultado ganador entre las cuatro propuestas finalistas, según anunció hoy el Comité de Organización de Tokio 2020 en un acto celebrado en la capital nipona.

El diseño elegido consta de un círculo compuesto por un patrón de rectángulos de color añil, inspirado en la época Edo y reflejo de la "refinada elegancia y sofisticación" que caracterizan a Japón, según la descripción del Comité.

Su emblema recibió 13 de los 21 votos que otorgaba el Comité, una amplia mayoría por delante de los otros tres logotipos finalistas, que recibieron 5, 3 y 1 voto respectivamente.

A la hora de realizar la votación, el Comité ha tenido en cuenta una consulta pública que permitió los ciudadanos apoyar su opción preferida a través de internet o por correo, así como lo criterios de originalidad y de capacidad para representar los valores del movimiento olímpico.

El creador del logotipo elegido ha sido premiado con un millón de yenes (unos 7.600 euros) y una invitación para la ceremonia de apertura de los Juegos.

"Ha sido una gran sorpresa. He dedicado mucho tiempo a la creación de este emblema, y siento como si fuera mi hijo. Espero que sea de gran utilidad para los Juegos", destacó Tokoro en el acto de hoy.

Por su parte, Ryohei Miyata, responsable del proceso de selección del Comité, destacó los esfuerzos que han realizado los organizadores "para mantener la transparencia" en el proceso de elección del emblema.

El diseño de Tokoro sustituirá al inicialmente elegido por la organización, realizado por el japonés Kenjiro Sano y retirado después de que su autor fuera demandado por plagio en agosto del año pasado ante la Justicia belga por el diseñador gráfico Olivier Debie.