Juegos Olímpicos

La marca de aceite Carbonell abandona a Carolina Marín

La empresa alude razones económicas y debido al contexto económico global. También pone fin a su relación con la Federación Española de Bádminton. 

Carolina Marín celebra su victoria.

Carolina Marín celebra su victoria.

  1. Carolina Marín
  2. Bádminton
  3. Patrocinios
  4. Carbonell
  5. Comunicados
  6. Marketing

Carolina Marín lo tiene todo: es dos veces campeona del mundo, la prensa se la rifa -tiene múltiples de peticiones cada poco tiempo- y este verano estará en los Juegos Olímpicos de Río. Es decir, si usted tiene una empresa, seguramente, intentaría que la jugadora patrocinará su marca. Sin embargo, no todas piensan así. La aceitera Carbonell ha decidido poner fin al acuerdo que tenía con la deportista española y con la Federación de Bádminton. ¿El motivo? “El contexto económico global”, según la compañía.

Carbonell había elegido a Carolina Marín y al bádminton para impulsar su marca, que pertenece al grupo Deoleo (anteriormente conocido como Grupo SOS). Y así lo quiso en abril de 2015, cuando firmó dicho patrocinio para mejorar más aún su imagen: exporta a más de 70 países y a los cinco continentes. Sin embargo, ha decidido acabar con el acuerdo y no llegar ni siquiera a esponsorizar a la jugadora hasta los Juegos Olímpicos.

La compañía ha explicado su decisión a través de un comunicado: “No ha sido fácil y es una noticia triste para nosotros. La nueva situación actual ha obligado a los responsables de la compañía a replantearse la estrategia de comunicación y patrocinios dentro del nuevo plan estratégico”, tal como explicó Francisco Rionda, director de márketing de la compañía.

Por el momento, ni la Federación de Bádminton ni Carolina Marín se han pronunciado al respecto. La jugadora española y dos veces campeona del mundo está en plena preparación para los Juegos Olímpicos, donde figura entre las favoritas para hacerse con una medalla entre los deportistas españoles.