FC Barcelona

La mejor 'estelada' es la MSN

Humillante goleada del Barcelona al Celtic de Glasgow (7-0). Messi, Suárez y Neymar reivindicaron el fútbol en un Camp Nou politizado.

Messi y Neymar celebran un gol ante el Celtic.

Messi y Neymar celebran un gol ante el Celtic. REUTERS

  1. FC Barcelona
  2. Celtic de Glasgow
  3. Estadio Camp Nou

Ante esteladas, fútbol. Ante política, goles. Eso es lo que quisieron reivindicar Messi y compañía en un Camp Nou que se convirtió, otra vez, en un mitin político aprovechando la visita de los escoceses del Celtic de Glasgow. Contundente goleada para arrancar la Champions en el partido más fácil que tendrá el Barça en esta fase de grupos. [Narración y estadísticas: Barcelona 7-0 Celtic de Glasgow]

Cuando un amante del fútbol escucha Celtic de Glasgow lo liga rápidamente con uno de los históricos de Europa. 47 Ligas y hasta una Copa de Europa en 1967 le hicieron siempre ganarse un respeto en el exterior. Pero ver al actual equipo es casi un sufrimiento para los puristas de este deporte. Es una caricatura, un equipo sin orden ni alma, que ni defiende ni ataca y que regala goleadas cuando sale de Escocia. Un equipo que llegó a perder en Gibraltar en la previa de Champions. En resumen, un desastre. Es por ello que el Barça haría bien en no sacar demasiadas conclusiones de un partido que fue tal y como se preveía.

Pero eso no quita méritos a la goleada. Los azulgranas se recuperaron del golpe anímico de la derrota del Alavés y volvieron a mostrar su versión habitual. Un rodillo comandado por Messi, hat-trick del argentino, al que le siguieron Neymar, Suárez e Iniesta en el apartado goleador. Se vio por primera vez en la temporada a la MSN y la normalidad llegó al Camp Nou. Aquí sí que Luis Enrique no se atrevió a hacer rotaciones y, con los titulares, el Barça se lo pasó en grande. Es tan sencillo como no inventar nada.

A los tres minutos ya estaba el Barça ganando y a la media hora ya iba 2-0, ambos de Messi a pase de Neymar. Entre medias, la única aparición de los escoceses. Ni hasta teniendo un penalti, que daba opción al empate, fue capaz el Celtic de empatar. Dembele quiso salir en la foto, se dedicó a hacer espectáculo al lanzar la pena máxima y la falló. De esas jugadas que cambian partidos. Para que el delantero francés se vaya a reflexionar. 

La segunda parte sirvió para ver un poco a Iniesta, que además marcó gol, y un poquito a Rafinha. También tuvo oportunidad de aparecer André Gomes, que salió de titular. Además, Neymar, a partir de este miércoles 'Neymúsico', se inventó un precioso disparo de falta, Messi consiguió su hat-trick también con otro tanto y Suárez aprovechó para llevarse otros dos goles a casa cuando el Celtic ya pedía clemencia. Al final, un 7-0 tan humillante como escandaloso que debe también hacer pensar a la UEFA sobre su formato. ¿Es la mejor competición aquella que tiene tanta diferencia entre sus equipos?

Era importante arrancar con victoria en una competición que este año traerá bastante desgaste al Barcelona. Monchengladbach y City esperan ya en las próximas jornadas y ahí sí que se podrá juzgar bien al equipo de Luis Enrique. Por ahora, y ante el Celtic, Messi, Suárez y Neymar demostraron que la atención en el Camp Nou siempre debe estar en el césped. Porque son artistas. Y el arte, como el fútbol, se premia.