CICLISMO

Froome: "Las exenciones médicas están expuestas a abusos"

El ciclista británico, señalado por los informes filtrados por Fancy Bears por haber tomado sustancias prohibidas con permiso de la AMA, pide en Twitter una revisión del sistema TUE.

Chris Froome, tras quedar segundo en la Vuelta.

Chris Froome, tras quedar segundo en la Vuelta. Efe

  1. Ciclistas
  2. Chris Froome
  3. AMA Agencia Mundial Antidopaje
  4. Dopaje

El ciclista británico Chris Froome pidió hoy a la Unión Ciclista Internacional (UCI) y a la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) que examine "urgentemente" las llamadas "Exenciones por Uso Terapéutico" (TUE, sus siglas en inglés).

En un comunicado, Froome opinó que el sistema de las TUE, por el que las autoridades permiten usar algunas sustancias prohibidas para tratar ciertas enfermedades, está "expuesto a abusos".

El tres veces ganador del Tour de Francia se pronunció hoy por segunda vez sobre este tema, después de que este mes piratas cibernéticos rusos perpetraran un ataque contra la AMA y filtraran datos confidenciales de deportistas, entre ellos el propio Froome.

Entonces, el ciclista del equipo Sky dijo que no estaba "preocupado" por la filtración, pues ya había hablado abiertamente sobre sus TUE con los medios de comunicación, la última ocasión en 2014, cuando confirmó que en sus nueve años como profesional había pedido dos exenciones para el asma.

"Me tomo muy en serio mi posición en este deporte y sé que no solo he cumplido las normas, sino que también he ido más lejos para dar un buen ejemplo desde el punto de vista moral y ético", dijo hoy Froome en la nota.

En su opinión, "está claro" que el sistema de TUE está "expuesto a abusos" e instó a la UCI y la AMA a abordar esta cuestión "urgentemente".

"Al mismo tiempo, hay atletas que no solo cumplen las reglas en vigor, sino que también cumplen con las del juego limpio. En ese sentido, nunca he tenido la mentalidad de 'ganar a toda costa'. No quiero mover los límites de la normas. Creo que los deportistas deben asumir la responsabilidad hasta que se impongan protocolos más estrictos", planteó Froome.

En las dos ocasiones en que el ciclista pidió un TUE, las autoridades le permitieron tratar su asma con el fármaco Prednisolona.

La última, durante el Tour de Romandía de 2014, fue objeto de una fuerte polémica tras conocerse que la UCI aceleró la tramitación de la solicitud de Froome para esta carrera, que acabó ganando por delante del esloveno Simon Spilak y el portugués Rui Costa.