FESTIVALES DE CINE

Hollywood conquista Venecia

En esta edición la 'Mostra' ha optado por dar carnaza a la Academia y pasear a estrellas como Emma Stone o Mel Gibson.

Mel Gibsone en el estreno de  Hacksaw Ridge en el Festival de Venecia.

Mel Gibsone en el estreno de Hacksaw Ridge en el Festival de Venecia. Efe

  1. Venecia
  2. Cine español
  3. Hollywood
  4. Festivales de cine
  5. Mel Gibson
  6. Estrenos de cine
  7. Actrices
  8. Actores
  9. Directores de cine
  10. Festival de cine de Venecia

Si alguno no conoce su nombre, podrán comprobar que al teclear en Google 'Tom Ford', lo primero que encontrarán es una web con las mejores colecciones de ropa para hombre y mujer. No, no se han confundido. Es el mismo que en los últimos tiempos se ha convertido en director de moda y que ha dejado un mejor sabor de boca en Venecia, cuando se cumple el ecuador del festival, con Nocturnal Animals.

De no estar al corriente de su faceta como diseñador, la estética de la obra abruma. Interiores oscuros al estilo David Lynch y desiertos inhóspitos que fascinarían a los Cohen envuelven el metraje. Un escenario delicadamente cuidado para una historia que se adentra en los sentimientos más íntimos.

Tom Ford, conocido por sus diseños de ropa, es el mismo que en los últimos tiempos se ha convertido en el director de moda y ha dejado un buen sabor de boca en Venecia con Nocturnal Animals

Una estupenda Amy Adams recibe el boceto con el último libro de su ex marido, Jake Gyllenhaal, al que abandonó por su falta de ambición en la vida. Y entonces la historia se sumerge en el relato del desafortunado escritor que representa Gyllenhaal, cuya historia evidencia la debilidad del hombre para proteger a su mujer y su hija de un grupo de desarrapados. La redención de unos personajes vacíos la vamos conociendo de la mano de estos dos fantásticos protagonistas y de los no menos buenos secundarios Aaron Taylor-Johnson y Michael Shannon. El resultado es una película muy redonda de quien sólo había dirigido antes A Single Man (2009) y que se presenta ahora como uno de los favoritos para llevarse el León de oro.

Otra de esas aspirantes es La la land, el filme de apertura de la Mostra, con la que Emma Stone sedujo al personal veneciano. Y tampoco habría que descartar Arrival, la antesala con la que Denis Villeneuve se adentra en la ciencia ficción antes de presentar el año próximo Blade Runner 2.

Venecia, la antesala de los Oscar

Dentro de la competición oficial ha gustado también El ciudadano ilustre, una comedia de bajo presupuesto de los argentinos Mariano Cohn y Gastón Duprat. Pero parece que este año Venecia tiene un aroma más cercano a Hollywood que en pasadas ediciones, por lo que resultaría extraño que los galardones del festival se desmarquen de lo que ocurra en los Oscar. Se venía vanagloriando la Mostra de haber anticipado la proyección de las oscarizadas Gravity, Birdman o El caso Spotlight. Y aunque ésta última se presentó en Venecia el pasado año, el verdadero triunfador del festival de 2015 fue el cine latinoamericano.

a actriz estadounidense Emma Stone durante la presentación de la película La La Land.

a actriz estadounidense Emma Stone durante la presentación de la película La La Land. Efe

El director del festival, Alberto Barbera, aseguró antes de aquella edición que los directores latinos eran quienes están ofreciendo en los últimos años un producto más original. Eligió como presidente del jurado a Alfonso Cuarón y éste otorgó el premio a la mejor película a la venezolana Desde allá y el León de plata a la mejor dirección a Pablo Trapero por El Clan.

A los críticos italianos se les torció el gesto y a los seguidores de la alfombra roja se les veía despistados preguntándose por aquellos nombres. Así que este año, el festival ha vuelto a apostar por valores seguros. Al frente del jurado, Sam Mendes, y en cartel un buen elenco de estrellas norteamericanas y un puñado de nombres de relumbrón.

Al frente del jurado, Sam Mendes, y en cartel un buen elenco de estrellas norteamericanas y un puñado de nombres de relumbrón

Ya han brillado la citada Emma Stone con La la land y la pareja Fassbender-Vikander, más por su halo que por su decepcionante Light between oceans. También ha vuelto a Venecia Mel Gibson, que diez años después de Apocalypto retoma la dirección con Hacksaw Ridge, y se espera el regreso de Terence Malick, quien presentará el documental Voyage of Time: Life’s Journey, en el que participa Kate Blanchett.

El mejor cartel de las últimas ediciones

A medio camino entre la oferta del 2015 y esta última edición está Jackie, un filme del chileno Pablo Larraín, que ofrece sin embargo el genuino sabor de Hollywood con Natalie Portman dando vida a Jackie Kennedy. Y para no dejar de lado al cine europeo, también se ha visto la desafortunada The beaux jours d’Aranjuez de un Wim Wenders que vuelve 34 años después de haber triunfado en el festival con El estado de las cosas y se espera a Emir Kusturica.

La estrategia de Venecia ha sido responder con la misma moneda. Carnaza para la Academia y autores contrastados, en este caso europeos

Según el director de la Mostra, se trata del mejor cartel de los últimos años. Y más que probablemente no le falte razón. En este tiempo, un festival como el de Toronto, con mucho menos solera pero que casi triplica en presupuesto a Venecia –unos 40 millones de euros del canadiense por los 14 del italiano– le ha ido ganando la partida.

Toronto presume de combinar el mejor cine de autor norteamericano con éxitos después refrendados en los Oscar. Así que la estrategia de Venecia ha sido responder con la misma moneda. Carnaza para la Academia y autores contrastados, en este caso europeos. La disputa queda servida para dentro de unos días. Toronto arranca el próximo 8 de septiembre con el estreno de The Magnificient Seven, una película de Antoine Fuqua con presencia de Denzel Washington y Ethan Hawke. Una cinta que se podrá ver también sólo dos días después en Venecia, coincidiendo con el cierre del festival y fuera ya de concurso. Marcaje férreo de uno y otro con Hollywood como objeto de deseo.