RECORTES

Los museos estatales estallan y llaman a la huelga

Órdago de los conservadores y vigilantes al Ministerio: convocan paro indefinido desde el 25. Cultura cree que podrá resolver la crisis.

El Museo Sorolla (Madrid) será uno de los que paren su actividad.

El Museo Sorolla (Madrid) será uno de los que paren su actividad.

Huelga indefinida en los 18 museos estatales. EL ESPAÑOL ha podido saber que este jueves los representantes sindicales (UGT, CSIC y CCOO) de los trabajadores de la Dirección General de Bellas Artes y Bienes Culturales y Archivos se levantaron de la mesa y dejaron plantada a la Administración. Se acabaron las negociaciones para llegar a un acuerdo y desconvocar la huelga que el pasado día 9, en la sala del comité de empresa en el edificio de Los Madrazo, se acordó “por unanimidad” entre los trabajadores adscritos a la estructura estatal. Además, se constituyó un comité de huelga de nueve personas.

“Mediante este escrito se realiza el preaviso preceptivo con 10 días de antelación, para convocar huelga de carácter indefinido, los domingos y festivos en este ámbito, a partir del 25 de octubre”, figura en los documentos de los sindicatos del Ministerio a los que ha tenido acceso este periódico. El escrito continúa: “El conflicto abierto con el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte se origina por la falta de negociación en aspectos fundamentales para el servicio público cultural que prestamos y los derechos laborales de los trabajadores y trabajadoras adscritos a los Museos Estatales”.

La crisis se origina en la falta de negociación para el servicio público cultural que prestan y los derechos laborales de los trabajadores

Entre las reivindicaciones de los representantes de los trabajadores dedicados a la vigilancia y conservación de los museos destacan las siguientes: cobertura de vacantes mediante la oferta de empleo público anual hasta conseguir una plantilla para poder ofrecer los "servicios dignos" al público; supresión de los contratos precarios de domingos y festivos; aumento del 50% de la gratificación y consolidación como complemento singular de puesto que percibe el personal de Museos Estatales con horario especial; rechazo de la externalización de los servicios públicos.

Huelga inédita

Las fuentes sindicales consultadas por este periódico no recuerdan una situación similar en las últimas dos décadas. Las reclamaciones laborales de estas instituciones se remontan a una década y empeoraron con la inauguración del Museo Arqueológico Nacional (MAN) a principios de 2014. La Secretaría de Estado de Cultura no contrató nuevos trabajadores para afrontar el crecimiento del nuevo centro y se limitó a arrebatarlos de otros museos.

Para tapar las necesidades de la inauguración estrella de esta legislatura vigilantes de otros museos dejaron sus puestos. A pesar de ello, la biblioteca del MAN, una de las más importantes de Europa en la especialidad, permanece cerrada al público por falta de personal.

Desde la Secretaría de Estado de Cultura aseguran a este periódico que algunas de las reivindicaciones “son legítimas”

Este año se han convocado ocho plazas de promoción interna, que no cubren las necesidades de los vigilantes. La Secretaría de Estado de Cultura asegura a este periódico que será capaz de corregir la situación antes de llegar a la huelga, porque las reivindicaciones de los trabajadores “son legítimas”, al menos las compensaciones salariales por horario especial.

Ni el Museo Sorolla, el Museo Nacional del Romanticismo, el Museo Nacional de Antropología o el de Artes Decorativas, entre otros, contarán con el apoyo de los trabajadores del Museo Nacional del Prado y Reina Sofía, cuyas condiciones laborales son diferentes gracias a la ley propia que permite a estos dos centros gestionar sus recursos y sus convenios.

Recorte sobre recorte

La retirada de las partidas presupuestarias desde 2011 a estos museos estatales ha sido tan agresiva que muchos de ellos han pasado a contar con un fondo de 600.000 euros a 150.000 euros. De hecho, todos ellos trabajan en la cuerda floja porque desconocen cuál es el presupuesto que se les asigna a principio de año.

El calendario de paros se pondrán en marcha la semana que viene si Miguel Ángel Recio, Director General de Bellas Artes, no es capaz de reconducir la situación. El Ministerio de Iñigo Méndez de Vigo no puede permitirse generar un escándalo a dos meses de las Elecciones Generales. Los paros afectarán al personal laboral adscrito a la Dirección General de Bellas Artes los días 25 de octubre, 1 de noviembre, 8 de noviembre, 15 de noviembre, 22 de noviembre y 29 de noviembre.