anuario sgae

La Cultura no levanta cabeza

Sólo el cine y la música grabada presenta mejoría respecto a 2014 según el informe de la Sociedad General de Autores. El año pasado frenó la sangría, pero este curso no se han mejorado las cifras.

Bruce Springsteen durante un concierto.

Bruce Springsteen durante un concierto.

  1. Cine español
  2. Festivales de música
  3. Teatro
  4. Danza

Recortes, IVA al 21%, menos espacios públicos, ataques políticos… la cultura ha vivido unos años turbulentos. Desde 2008 la industria cultural ha ido en picado y cada año veía cómo los usuarios y las recaudaciones iban disminuyendo. El año pasado parecía que la crisis tocaba fondo y que se empezaba a cambiar la tendencia negativa. Un optimismo efímero, ya que según los datos dados por el anuario SGAE de las artes escénicas, musicales y audiovisuales que la Sociedad General de Autores elabora cada año, en 2015 se produjo un estancamiento de la industria.

Las mejores condiciones económicas y los datos positivos de 2014 no se han visto refrendados por los del curso pasado, que ha visto como casi todas las actividades culturales registradas presentaban un descenso leve o se mantenían en los mismos datos.

El año 2015 se caracteriza por una muy tímida evolución positiva de algunos indicadores, que coexiste con ligeros descensos de otros

“Si 2014 fue un ejercicio en el que se pudieron observar, por primera vez en varios años, variaciones positivas en algunos de los principales indicadores, el año 2015 se caracteriza por una muy tímida evolución positiva de algunos indicadores, que coexiste con ligeros descensos de otros”, explica el informe. Si además se comparan con datos precrisis, de 2008, las cifras asustan, ya que los niveles actuales no se acercan ni de lejos a los de entonces. “Resulta imprescindible una política clara que, insistimos, no tiene tanto que ver únicamente con el incremento de partidas presupuestarias como con definir una estrategia clara”, añade el anuario.

La cara positiva de la moneda la ofrece el mercado digital de música, que sigue en ascenso y provoca que la música grabada crezca un 41,4% desde 2008 y un 6,9% respecto al año enterior (10,28 millones de euros más). Una mejora que no afecta al mercado físico, que cae hasta los 81,16 millones de euros, un 6,7% menos respecto a 2014 (5,84 millones de euros menos). El mercado digital, al contrario, aumenta, alcanzando los 79,03 millones de euros, un 25,6% más respecto al año anterior. Esta cantidad se divide en 64,94 millones de euros del streaming (lo que representa el 82,2% del total del mercado digital), otro 12,36 (un 15,6%), pertenecen a las descargas.

La Fiesta del cine de mayo de 2016.

La Fiesta del cine de mayo de 2016. Efe

También mantiene la tendencia alcista el cine, que si bien desde 2004 había presentado datos negativos en todos sus campos, en 2014 consiguió una recuperación en espectadores y recaudación. El fenómeno Ocho apellidos vascos llevó a la taquilla a cifras históricas, pero el año pasado los datos globales fueron incluso mejores, aunque todavía lejos de las de 2008. Durante 2015 se recaudaron 570.739.592 euros, un aumento del 9,6% respecto a la cifra obtenida en 2014. Esto significa que se vendieron 95.043.710 entradas, incrementándose la cifra obtenida en 2014 un 7,8% (6.898.213 más). Las películas españolas acaparan el 18,1% de las sesiones, el 19% de la asistencia y el 19,1% de la recaudación. Por su parte se siguen cerrando cines, en un año se perdieron 64 pantallas para un total de 3.597.

Caen las artes escénicas

El conjunto de las artes escénicas es el que sale peor parado del anuario de la SGAE. En 2015 se realizaron un total de 49.948 representaciones, 1.032 menos que un año antes (un 2% inferior). “La pérdida de actividad acumulada es ya de más de un tercio respecto a la actividad llevada a cabo en 2008 (con 74.949 funciones)”, recuerda el informe. En el año 2015 hubo 13.571.837 asistentes, cifra solo un 0,8% inferior a la del año anterior, mientras que la recaudación aumentó un 4,5%. Durante 2015 se recaudaron 221.125.117 euros. El hecho de que haya menos entradas vendidas pero más recaudación se debe al incremento del precio de las entradas.

Pase gráfico de Macbeth en el Gran Teatro del Liceo.

Pase gráfico de Macbeth en el Gran Teatro del Liceo.

La música popular también ve como desciende el número de conciertos realizados, un 4,6% menos (4.377). El 25,1% del total estatal de conciertos en vivo de música popular durante 2015 se hicieron en Madrid (22.628 conciertos), el 24% en Andalucía (21.631 conciertos) y el 14,2% en Cataluña (12.791 conciertos). Los datos varían si se incluye la asistencia a macrofestivales y grandes conciertos, lo que sumaría una asistencia de 21.749.198 personas y una pérdida del 3,5% respecto a 2014 (783.041 asistentes menos). La recaudación total fue de 186.852.567de euros.

Si se descuentan los macrofestivales y grandes conciertos, en 2015 hubo 19.372.479 asistentes a conciertos en vivo de música popular, un 4,9% menos que en 2014 (989.805 asistentes menos). La recaudación de los conciertos de música popular en vivo (descontando macrofestivales y grandes conciertos) cae en 2015 un 4,7% respecto al año 2014, lo que equivale a la pérdida de 5.574.037 euros. Tras la ligera recuperación del año 2014, se reinicia la tendencia decreciente comenzada en 2010.