Familiares de Ángel Nieto depositando sus cenizas en el mar.

Familiares de Ángel Nieto depositando sus cenizas en el mar. Gtres

Famosos DEBATE ABIERTO

Las cenizas de Ángel Nieto desatan la polémica: ¿es legal esparcirlas en el mar?

Las leyes de Ibiza permiten depositar estos restos en sus aguas, pero en este caso no se han cumplido una serie de requisitos que han de acompañar a este tipo de ceremonia. 

Cristina Rodrigo Beatriz Martínez de Olcoz

Incoherencia legal y desconocimiento, en la mayoría de ocasiones, sobre cómo proceder. Éste es el escenario que se ha encontrado JALEOS cuando ha querido indagar en la legalidad -o no- de arrojar cenizas al mar, tras conocerse que las de Ángel Nieto descansan en aguas ibicencas. Ni la Dirección General de la Marina Mercante (DGMM) del Ministerio de Fomento, ni la Autoridad Portuaria de Ibiza, ni la Subdirección general de Seguridad, Contaminación e Inspección Marítima han sabido responder a esta cuestión. "Es la primera vez que nos preguntan si se pueden arrojar cenizas al mar", han contestado a EL ESPAÑOL. 

La imprecisa competencia que tienen las distintas comunidades autónomas en el mar hace que la interpretación para estos temas tan comprometidos sea algo complicada. 

[Más información: Las cenizas de Ángel Nieto reposan en el mar de Ibiza en cuyas aguas tanto soñó]

Tras varias horas de llamadas a los distintos organismos, al final el Ayuntamiento de la isla balear da la respuesta, no sin antes titubear. Existe una ley que protege a las islas Pitiusas. El Decreto 87/2004, publicado en el Boletín Oficial de las Islas Baleares (BOIB) el 15 de octubre de 2004 respalda todo: "Los cementerios deberán disponer de una zona de terreno para el esparcido de cenizas, o de columbarios especiales para la colocación de las urnas de cenizas mortuorias, si bien, los familiares podrán elegir un destino diferente, tal como su esparcido en tierra o en las aguas del mar a una distancia mínima de la costa de 200 metros". Este reglamento de la Policía Sanitaria Mortuoria de la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares ha podido ser la ley en la que la familia de Ángel Nieto se habría apoyado para arrojar las cenizas del expiloto en la reserva natural de Es Vedrá. Son en esas aguas donde el campeón descansa desde el domingo. 

La otra versión

Si bien es cierto que en España existen normativas municipales que vetan o no el libre esparcimiento de las cenizas en el mar, no se pude hacer donde uno quiera y mucho menos sin autorización. Desde Cenizas en el mar (empresa dedicada exclusivamente al depósito legal de cenizas de difuntos en el mar) aseguran que se han cometido una serie de irregularidades en el caso de Ángel Nieto. Según explican a EL ESPAÑOL, existen puntos y zonas en el mar específicas para poder esparcir las cenizas sin dañar ni contaminar el medio ambiente. Hay que cumplir una serie de requisitos. El primero de todos es que debe realizarse como mínimo a tres millas de la costa. "Los familiares del piloto no lo cumplen pues se hace en las inmediaciones de la isla de Es Vedrá y no hay esa distancia mínima. No llega ni a una milla", explica uno de los técnicos medioambientales de la empresa.

Además la zona se trata de un espacio protegido. "Aunque en Ibiza se permitiese esparcir cenizas en el mar, nunca podría hacerse dentro de una reserva y un parque natural como ha ocurrido. Y no sólo eso, sino que lo han hecho dentro de una zona de especial protección de las aves y de cría de algunas variedades de vegetación muy controladas como es la posidonia oceánica".

Otra de las anomalías que habrían cometido los familiares de Ángel Nieto, según estos expertos en la materia, es la de lanzar ramos al mar durante la ceremonia de deposición. "Al igual que las cenizas nunca se esparcen como tal, sino que se depositan en una urna que además de ser ecológica, deber ser biodegradable (sumergida en mar en unos 30 minutos queda totalmente descompuesta), las flores con tallo no se pueden tirar al mar. Está totalmente prohibido. Sólo se pueden pétalos". 

Todas estas disposiciones se desprenden de lo dispuesto en el Convenio Internacional para prevenir la contaminación por los Buques o MARPOL 73/78, que incluye normativas para regular la descarga de contaminantes al mar.

Ángel Nieto falleció el pasado 3 de agosto después de sufrir un accidente de tráfico en su quad. Sus familiares decidieron darle un último adiós esparciendo sus cenizas en el mar de Ibiza dentro de una ceremonia a la que acudieron sus más íntimos. Aunque en la isla se permiten estas prácticas, parece que el esparcimiento no ha estado todo lo dentro de la legalidad que debería.